18 de diciembre 2013 - 22:49

Pese al gol de Ronaldinho, Raja Casablanca eliminó a Atlético Mineiro

Raja Casablanca es el equipo sensación del torneo.
Raja Casablanca es el equipo sensación del torneo.
El Raja Casablanca marroquí será el segundo equipo africano en disputar la final del Mundial de Clubes, tras derrotar a Atlético Mineiro por 3-1, el miércoles en Marrakech, y disputará el título a Bayern Munich, repitiendo la hazaña de Mazembe en 2010.

Un gol de penal de Mohsine Moutaouali a los 84 minutos y otro en el descuento de Vivien Mabide pusieron en la final al conjunto local, que se había adelantado a los 51 por medio de Mouhsine Iajour, aunque doce minutos después Ronaldinho, con un tiro libre, había empatado y dado esperanzas a Atlético Mineiro.

El conjunto de Belo Horizonte, que buscaba convertirse en el quinto equipo brasileño y sudamericano en ganar el título, se tendrá que conformar con disputar el sábado el partido por la tercera plaza con Guangzhou Evergrande de China, que cayó el martes en semifinales con Bayern Munich por 3-0.

Raja Casablanca había empezado el torneo disputando una eliminatoria previa con Auckland City (2-1), para luego ganar en cuartos a Monterrey (2-1) y ahora en semifinales a Atlético Mineiro (3-1), derribando en apenas cuatro días a los dos equipos latinoamericanos.

Tout Puissant Mazembre congoleño, en 2010, fue el primero en romper la tradición de una final Europa-Sudamérica en el Mundial de Clubes al derrotar en semifinales a los brasileños de Inter de Porto Alegre por 2-0, para luego caer en la final con Inter de Milán (3-0).

A Atlético Mineiro le costó hacerse con el control del partido al inicio, aunque en el minuto 22, Jo desvió un remate sólo frente al arco, cuando lo más fácil era ponerla dentro, tras un centro desde la izquierda de Lucas, en una jugada iniciada por Fernandinho.

Pero Raja Casablanca pudo adelantarse a los 37, con un remate desde cerca del capitán Mohsine Moutaouali, tras centro desde la izquierda de Adil Karrouchy, que fue contestado con una magnífica parada del arquero brasileño Victor.

Moutaouali sorprendió tres minutos más tarde con un desborde por la derecha, que lo colocó frente a Victor, pero en lugar de tirar el centro a Chemseddine Chtibi, que llegaba solo a su izquierda, intentó el remate, que se marchó fuera por poco.

A esa ocasión del capitán marroquí le siguieron dos aproximaciones de Jo para el Atlético Mineiro en los últimos minutos del primer tiempo y una de Iajour para Raja Casablanca, en un primera mitad plena de oportunidades para ambos equipos.

El inicio del segundo tiempo no pudo empezar peor para Atlético Mineiro al lograr el elenco dueño de casa su gol en un contragolpe lanzado por Abdellah Hafidi, quien abrió para Iajour, quien cuando iba a encarar a Victor lo sorprendió con un disparo lejano, ajustado a uno de los postes.

Atlético Mineiro recibió un duro mazazo y careció de ideas en los minutos siguientes, por lo que solo podía salvarlo una genialidad de su estrella, Ronaldinho, que la realizó con un tiro libre a los 18 minutos, que tras tocar en uno de los postes entró en el arco.

Pero cuando parecía que Atlético Mineiro podía hacerse con el partido, llegaron los dos goles marroquíes al final.

A seis del final, Rever hizo penal a Iajour y Moutaouali lo transformó, acercando a Raja Casablanca a semifinales.

Con el tiempo cumplido, el propio Moutaouali, en un contragolpe, remató por arriba del arquero y la pelota dio en el travesaño, pero el rebote llegó al africano Mabide, que anotó el 3-1 definitivo.

Dejá tu comentario

Te puede interesar