El real se fortaleció 0,6% a 1,8025 por dólar

Economía

El principal índice de la bolsa de Brasil cerró con una ganancia superior al 2 por ciento, y se despegó de los mercados globales impulsado por un paquete de medidas del Gobierno para incentivar el consumo.

El panel de acciones Bovespa subió un 2,23 por ciento, a 58.143,42 puntos, en una jornada donde se negociaron 6.940 millones de reales.

Brasilia anunció la eliminación del Impuesto a las Operaciones Financieras (IOF) para las compras extranjeras de títulos brasileños y una reducción del gravamen a los préstamos personales, entre otras medidas.

La decisión de quitar el IOF a la inversión foránea en la bolsa fue la principal variable que explicó la subida, según dijo Rodrigo Falcão, operador de Icap Corretora.

"Es muy importante ese nivel (del Bovespa). Si continúa la escalada podría llegar a los 62.000" puntos, señaló el intermediario, para quien si no se consolidan las ganancias el mercado podría retornar al nivel de los 55.000 puntos.

El incentivo al crédito también dio apoyo a las acciones de los bancos. Los títulos de Itaú Unibanco subieron un 3,98 por ciento, los de Banco do Brasil treparon un 4,21 por ciento y los de Santander Brasil crecieron un 4,17 por ciento.

Dentro de la tendencia alcista que desataron las medidas de estímulo, las acciones de Pão de Açúcar ganaron un 3,93 por ciento y las de Magazine Luiza, que no forma parte del Bovespa, registraron una mejora del 8,17 por ciento.

Entre las acciones de mayor peso en el mercado, las preferenciales de Petrobras subieron un 2,13 por ciento para cerrar a 22,52 reales y las de Vale las siguieron con un alza del 0,69 por ciento, a 39,30 reales.

Por su parte, el real brasileño subió contra el dólar ante la perspectiva de un mayor flujo de capitales hacia el país después de las medidas anunciadas por el Ministerio de Hacienda.

La moneda brasileña se volvió a apreciar 0,57 por ciento a un promedio de 1,8025 por dólar en el segmento vendedor, aunque en 2011 registra una depreciación de 8 por ciento.

Sin embargo, el mercado de cambios continuó atento a la crisis de deuda en Europa, lo que mantuvo contenida a la moneda local.

Dejá tu comentario