4 de febrero 2016 - 00:00

“El niño”: cerca del terror inglés de la década del 70

Pese a la escasez de personajes y la única locación, el director de “El niño” logra el tono de esas películas inglesas de terror de los 70 que funciona bastante bien.
Pese a la escasez de personajes y la única locación, el director de “El niño” logra el tono de esas películas inglesas de terror de los 70 que funciona bastante bien.
"El niño" ("The Boy", EE.UU.-China-Canadá, 2016). Dir.: W. Brent Bell. Int.: L. Cohan, R. Evans, J. Russell.

Una niñera viaja de Montana a un oscuro paraje británico para cuidar a un chico. Cuando llega a un enorme y oscuro caserón, las señales deberían haberle advertido de que algo no anda bien, pero cuando directamente tendría que haber salido corriendo es cuando ve que el chico a cuidar en realidad es un muñeco.

Por supuesto, no lo hace, ya que si no, no había película. "El niño" es una variante bastante retorcida de uno de los más famosos episodios de la serie "La dimensión desconocida", ése en el que Telly Savalas torturaba una muñeca que a su vez lo enloquecía a él, "The Living Doll".

Aquí hay una pareja de ancianos que años atrás, ante la muerte de su único hijo, lograron soportar la angustia con el muñeco en cuestión. La niñera recibe un cronograma completo de las actividades que debe llevar a cabo con su pupilo, y luego es dejada sola en la casona, dado que los dueños de casa "hace mucho que no salen". Con la única visita de un tipo que va a traer víveres y su paga una vez por semana y que, por supuesto, la quiere seducir, la protagonista pronto empieza a darse cuenta de que, o se volvió loca, o el muñeco hace cosas raras.

Dada la escasez de personajes - de todos modos siempre está flotando la amenaza de un exnovio malísimo de la niñera- y la única locación, la trama no tiene muchos elementos con los que jugar, ni mucho menos a dónde ir. El director, sin embargo, se las arregla para lograr el tono de esas películas inglesas de terror de los 70 que funciona bastante bien dadas las limitaciones del caso.

Un mejor desenlace hubiera ayudado un poco más.

D.C.

Dejá tu comentario