Caso Fernanda: purga en Policía

Información General

El gobernador de Entre Ríos, Jorge Busti, pidió ayer a la Justicia federal que cite a declarar a un comisario en disponibilidad y a un asistente de éste, que habían ofrecido aportar datos sobre el paradero de Fernanda Aguirre a cambio de la jefatura de la Policía provincial y el pago de una recompensa de $ 100 mil. Por otra parte, el jefe de la Policía de Entre Ríos anticipó el retiro de entre 15 y 18 altos jefes de esa fuerza que están en disponibilidad, acusados de desestabilizarlo.

Busti
le solicitó al fiscal federal de Paraná, Mario Silva, que tome declaración al ex jefe departamental de Concordia, Hugo Rodríguez, y a su asistente, Roberto Chorne, quienes revelaron a la familia Aguirre que la chica está retenida en una quinta cercana a esa ciudad, situada a 265 kilómetros de la capital provincial. El pedido está contenido en un escrito de cuatro carillas, en el que el mandatario le relata al fiscal las precisiones que a él le formularon Julio Aguirre y María Inés Cabrol, padres de Fernanda, luego de reunirse con Rodríguez y Chorne.

Por otra parte, el jefe de la Policía local, comisario Ernesto Geuna, anunció que entre 15 y 18 oficiales de alto rango, que actualmente se encuentran en disponibilidad, podrían ser pasados a retiro obligatorio, acusados de desestabilizarlo. El anuncio fue formulado por el jefe policial, quien reveló que en forma anómima llegó a su poder «un listado de oficiales» que estarían tratando de desestabilizarlo y cuyas actitudes serán analizadas por la División Asuntos Internos para determinar su relación con la posible obstrucción de la Justicia en la causa por el secuestro de Fernanda ocurrido hace dos meses.

Dejá tu comentario