Ledesma amplía su negocio de frutas

Edición Impresa

Ledesma sigue con su raid de inversiones: ayer anunció que está a punto de quedarse con Citrusalta, una de las principales exportadoras de pomelos del país. El grupo que tiene como actividades principales la producción de azúcar y papel -dos subproductos de sus campos de caña de azúcar-, ya tiene 2.000 hectáreas en Jujuy en las que cultiva naranjas. El holding que encabeza Carlos Pedro Blaquier es el mayor productor del país, tanto de azúcar como de papel de bagazo de caña.

El establecimiento que le comprará a la familia Ferioli, y por el que pagará unos u$s 5,5 millones, está a unos 70 km de sus campos naranjeros, por lo que ambas producciones serán complementarias. Ambas empresas exportan buena parte de su producción a Europa, en contratemporada, aprovechando una pequeña «ventana» temporal durante la cual la Unión Europea no cobra aranceles al ingreso de frutales.

Procesado

Ledesma, además, posee una planta de procesado de cítricos en el que elabora jugos concentrados de uso industrial, y que les vende a fabricantes de bebidas saborizadas, gaseosas, etc. Allí ahora se elaborarán los pomelos de Citrusalta, que no cuenta con planta elaboradora.

Citrusalta, por su parte, tiene 800 hectáreas en la localidad salteña de Colonia Santa Rosa, donde trabajan 100 personas con empleo fijo, a las que se suman unas 300 para la cosecha.

Ledesma es el principal productor y exportador de naranjas del país, y en 2008-2009 entregó 53.430 toneladas de fruta fresca embalada y 6.476 toneladas de jugos concentrados.

«Con la adquisición de Citrusalta, Ledesma se fortalece como productor y comercializador de frutas en el mercado interno y de exportación. Con esta operación se convertiría en el principal productor y exportador de naranjas y pomelos del país, y agregaría nuevas marcas (Citrusalta y Natus) a su portafolio (que incluye las marcas Calilegua y Ledesma, entre otras)», afirma la empresa en un comunicado enviado a la Bolsa porteña.

Ledesma facturó $ 1.852 millones en 2008-2009 y tiene hoy más de 7.000 empleados. Entre sus últimos anuncios de inversión se cuentan la compra (en realidad, se trata de un leasing) de la fábrica de papel encapado que era de Massuh, por la que pagaron u$s 17,4 millones en marzo del año pasado; también la constitución de un «joint-venture» con el grupo estadounidense Cargill para duplicar su actual producción de glucosa (azúcar de uso industrial) en el que aplicarán u$s 30 millones, otros $ 65 millones en la elaboración de biocombustibles y la compra del ingenio La Florida en Tucumán, operación que aún se halla en etapa de negociación.

Dejá tu comentario