Minicrónica de una jornada anunciada

Economía

Desde muy temprano, en los comienzos de los mercados orientales, la onda vendedora comenzó a circular por el mundo.

Siguiendo el derrotero del miedo, el índice Nikkei bajo 6,36%, seguido por Shanghai, con 6,32% y el Hang Seng, que batiendo todas las marcas asiáticas del día cerró con 12,70% de merma.

Si por allá llovió, en Europa no escampó y los cierres arrojaron saldos negativos también. París 4%, Madrid 4,1% y Londres 0,8%. Las Bolsas norteamericanas hicieron su aporte y siguieron agregando saldos en rojo. El Dow Jones perdió 2,42 por ciento y el Bovespa, 6,50 por ciento.  

  • ¿Juntos somos más ?

    Una rueda signada nuevamente de negativismo fue la que se desarrolló en nuestro recinto.

    Si bien se suponía que la reanulación de la operatoria de las AFJP implicaría, luego de casi una semana de suspensión, algún cambio notorio, éste no se efectivizó ya que la negociación estuvo sumamente acotada (no tienen permitido operar con bonos, entre otros detalles que son del dominio público).

    Un índice Merval que tocó un máximo (que fue el cierre de la rueda anterior) de 890,27 puntos y un mínimo de 836,23 puntos, quedando al fin de la jornada en 839,77 puntos, perdiendo 5,67%.

    Los índices M.AR. y Merval 25 perdieron 3,73% y 5,72% respectivamente. Las bajas más destacadas fueron las de TGS 10,26%, Tenaris 10%, Minetti 10%, BancoHipotecario 10% y Ledesma 10%. Sólo dos alzas se contabilizaron: la de Molinos 13,12% (la empresa está recomprando sus propias acciones) y Boldt 6,05%. El total negociado en acciones fue de aproximadamente 42 millones de pesos.

    Los mercados están tan sensibilizados que cualquier dato, por insignificante que sea, puede provocar un tembladeral, ni qué hablar del nuestro que vive en uno.

    Y la Bolsa, hasta las manos.
  • Dejá tu comentario