Comienzan a controlar la contaminación auditiva en Capital

Información General

El gobierno porteño comenzó hoy el operativo de control de niveles de ruido y contaminación del aire en el barrio porteño de Flores, donde inspeccionó 36 camiones y constató que sólo 4 de ellos sobrepasaban los niveles de ruido permitidos.

El operativo de control de camiones se desarrolló en la esquina de Chivilcoy y Avellaneda y allí se multó a cuatro vehículos pesados con sumas que van de los 1.000 a los 50.000 pesos, según informó la Unidad Administrativa de Control de Faltas.

Los controles comenzaron a realizarse hoy merced a una ley que procura determinar el impacto acústico que generan actividades como el transporte o el funcionamiento de industrias o boliches bailables, cuyo control estará a cargo de los Ministerios de Medio Ambiente y Gobierno.

La norma establece la vigilancia del ruido de locales bailables, de canto y música, actividades industriales o en las que se utilice maquinaria pesada y vías de transporte.

El texto también instaura un procedimiento de medición para vibraciones e indica los límites de emisión e inmisión acústica de los distintos tipos de actividad, sobre todo para las fuentes móviles.

"Estamos empezando a controlar con una nueva tabla, que baja sensiblemente los límites permitidos e incorpora la medición del ruido del motor, además del que produce el caño de escape", explicó el ministro de Medio Ambiente porteño, Juan Manuel Velasco.

Para realizar las mediciones, los inspectores utilizaron un decibelímetro y un opacimetro, según lo establecido por las leyes 1.356 de Calidad atmosférica y 1.540 de Control de la contaminación acústica, aprobadas por la Legislatura.

Está previsto un operativo de control en colectivos para el próximo viernes, mientras que continuarán los controles en forma sorpresiva tres veces por semana en diferentes lugares y para los distintos tipos de transporte.

Dejá tu comentario