26 de noviembre 2008 - 00:00

Chávez enfrenta a la oposición y lanza la pelea por reelección

Hugo Chávez, junto a su hija Rosa María, poco antes de ofrecer una conferencia de prensaen el Palacio de Miraflores. El presidente de Venezuela volvió a plantear el espinoso temade su reelección indefinida.
Hugo Chávez, junto a su hija Rosa María, poco antes de ofrecer una conferencia de prensa en el Palacio de Miraflores. El presidente de Venezuela volvió a plantear el espinoso tema de su reelección indefinida.
Caracas (EFE, AFP, Reuters, DPA) - «Yo lo dije: no voy a proponer ninguna otra reforma constitucional» para introducir la reelección presidencial ilimitada, pero «lo que yo no puedo evitar es que alguien pueda hacerlo», declaró Hugo Chávez en una conferencia con corresponsales extranjeros acreditados en Caracas. Con esas declaraciones, el mandatario puso en marcha una nueva batalla por conseguir su ansiada enmienda tras las elecciones regionales y municipales, una posibilidad fuertemente resisitida por la oposición.

Chávez, que fue reelegido en diciembre de 2006 por un período de seis años, presentó en 2007 una reforma constitucional que, entre otras cosas, planteaba la reelección presidencial ilimitada, pero su propuesta fue rechazada en un referendo popular en diciembre pasado.

El mandatario recordó que varios de sus correligionarios aglutinados en el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) le expresaron su intención de activar los mecanismos constitucionales existentes para replantear el asunto.

«El 2009 sería un año para que se discuta» en el PSUV la eventual promoción de la reelección presidencial indefinida, especialmente tras la «gran victoria» de sus candidatos en los últimos comicios, aseveró el jefe del Estado.

  • Debilidades

    Según analistas, el alto costo de vida, con la inflación rondando 30%, la creciente inseguridad, el vertiginoso descenso del precio del petróleo -casi a un tercio de su valor desde julio-, son algunasde las razones por las que el gobierno, que caducará en febrero de 2013, acelera el paso para conseguir la enmienda antes de sufrir mayores desgastes.

    Un claro ejemplo del deterioro gubernamental es lo que sucedió en los comicios regionales del domingo en Petare, uno de los barrios más pobres y poblados de los suburbios de Caracas. Allí, donde la delincuencia es un drama creciente, triunfó el opositor Carlos Ocariz, del partido conservador Primero Justicia. «Le hemos quitado el discurso a la gente que como Chávez se autodeterminan defensores de los pobres. Durante todos estos años, ellos sólo han estado ofreciendo ideología y yo ofrecía soluciones a la gente», subrayó Ocariz al diario español «El País». El flamante alcalde se perfila como uno de los favoritos para enfrentar al mandatario socialista en los próximos comicios presidenciales.

    En la conferencia de prensa, Chávez argumentó a favor de la propuesta reeleccionista que las encuestas que maneja el gobierno ubican su «aceptación» popular en al menos «60%».

    A falta de conocer resultados definitivos, especialmente de alcaldías y legisladores regionales, el PSUV se hizo el domingo con 17 de los 22 estados en disputa, mientras los partidos opositores se llevaron cinco, aunque los más poblados y de mayor peso económico, además de la emblemática Alcaldía Mayor de la capital, Caracas.

    «Si lo consideran conveniente algunos de los venezolanos que me siguen», pueden activar mecanismos constitucionales como la «enmienda o la reforma» para plantear la instauración de la reelección presidencial indefinida, comentóChávez. De cualquier forma, aun si la Asamblea Nacional (AN, parlamento) aprobara una «enmienda o una reforma», la propuesta de reelección presidencial ilimitada «deberá ir de nuevo a referendo popular», resaltó.

    En tanto, la oposición está más confiada en sus fuerzas por el avance que logró en las regiones y se juramentó no hacerle fácil el trabajo a Chávez. Ya el mapa venezolano no es sólo rojo, especialmente en el corazón del país, dentro del llamado «corredor» electoral.

    En ese sentido, el líder del partido Primero Justicia, Julio Borges, advirtió el lunes que el tema de la reelección indefinida de Chávez «quedó pulverizado». El escrutinio confirma que «el país mutó; no es que cambió, mutó», que ahora «el presidente no tiene la mayoría» y que «hoy hay más venezolanos bajo gobiernos opositores». Las fuerzas opositoras « seguirán pendientes» para que el asunto «desaparezca definitivamente de la agenda política y que el gobierno siga gobernando hasta su fecha de vencimiento», en febrero de 2013.
  • Dejá tu comentario