Crimen de Agrest: condenan a prisión perpetua a asesino

Edición Impresa

La Justicia condenó ayer a prisión perpetua al joven de 26 años acusado de ser el autor material del crimen del estudiante de cine Ezequiel Agrest, ocurrido en julio de 2011 en el barrio porteño de Caballito.

Así lo resolvió el Tribunal Oral en lo Criminal 28 porteño, que condenó a Sebastián Pantano, hijo de un excomisario, en un fallo que fue celebrado por los familiares de la víctima.

Agrest, hijo de la filósofa Diana Cohen, fue asesinado en la puerta de la casa de una amiga suya en Caballito y el tribunal condenó a Pantano como autor material del homicidio «criminis causa», como había solicitado la fiscalía y la querella.

«Se hizo justicia», señaló

la madre de la víctima ante la prensa, a la salida del tribunal, y junto a su marido se mostraron satisfechos con la condena que se le impuso a Pantano.

La Justicia también determinó que el agresor mató a la víctima para lograr la impunidad del robo. Previo a conocerse el fallo condenatorio en su contra, Pantano volvió a pedir perdón a la familia Agrest y aseguró que también él sufre por lo sucedido, al tiempo que dijo desear cambiar y afirmó que «no podía dormir» pensando en lo que había sucedido.

«Entiendo el grado de delito del que se me acusa. Entiendo el dolor y la angustia que generé. Yo sé que no van a poder perdonarme porque es algo muy difícil. Como ser humano pienso que fue un error y sé que es irremediable. No es que yo no haya tenido corazón y no haya sentido lo que ocurrió», sentenció.

Pantano habló durante media hora ante el Tribunal, cuyo presidente le debió pedir que corte su alocución: «Más allá de que no me entiendan, yo sé que algún día Dios podrá perdonarme», agregó.

El homicidio ocurrió el 8 de julio pasado, en una casa situada en el pasaje Bertrés, casi Pedro Goyena, de Caballito, donde reside una compañera de estudio de la víctima, identificada como Lucía. En momentos en que la chica y Ezequiel estaban bajando cosas del auto hacia la casa de ella, apareció el agresor y con fines de robo los increpó y terminó matando al muchacho para luego darse a la fuga, tras robarles varias pertenencias de valor.

Dejá tu comentario