Cristina, a Panamá para estar con Obama y Castro

Edición Impresa

  Cristina de Kirchner viajará hoy a Panamá para participar de la VII Cumbre de las Américas que se realizará hasta el sábado por la tarde, en un contexto político signado por la reanudación del diálogo entre Estados Unidos y Cuba y la declaración del Gobierno de Barack Obama contra Venezuela, a la que consideró una "amenaza extraordinaria e inusual contra la seguridad" norteamericana (ver nota en págs. 16 y 17). Será, además, la primera vez que Cuba participe de este encuentro, al que asistirán casi todos los jefes y jefas de Estados de los 35 países de la región.

La delegación argentina, encabezada por la Presidente, será integrada además por los presidentes de las comisiones legislativas del Congreso, Guillermo Carmona (Diputados) y Ruperto Godoy (Senado), y manifestará en la ciudad de Panamá su apoyo a Venezuela, como ya lo hizo antes tras conocerse el decreto de Obama que generó un rechazo casi unánime por parte de los países sudamericanos. Desde ayer ya está en Panamá el canciller Héctor Timerman, quien participa de la ronda de ministros del área.

En la tercera y última Cumbre de las Américas de la que participará la jefa de Estado antes de que concluya su mandato, reiterará el reclamo para que el Reino Unido cumpla con las resoluciones de Naciones Unidas y acceda a participar de una mesa de diálogo con la Argentina sobre la soberanía de las islas Malvinas.

Otro de los puntos a exponer por la mandataria argentina será, al igual que lo hizo en la reunión de Naciones Unidas, el accionar de los denominados fondos buitre.

En lo que va de su mandato, la Presidente participó de las reuniones de mandatarios de los países miembros de la Organización de los Estados Americanos (OEA) realizadas en Puerto España, Trinidad y Tobago (2009) y en Cartagena de Indias, Colombia (2012).

En la última, luego de la tradicional foto con los presidentes, Cristina de Kirchner y Obama concretaron el encuentro bilateral que había solicitado previamente el mandatario estadounidense, durante el cual reafirmaron que ambos países "mantienen y mantendrán buenas y activas relaciones bilaterales".

Tras 30 minutos de diálogo, Obama dejó claro que "no hubo ninguna exigencia sobre ningún tema" y además manifestó a la jefa de Estado argentina la voluntad de "seguir siendo buenos socios y amigos".

Esta cumbre ocurrirá poco después de que en los últimos días la subsecretaria para Asuntos Hemisféricos de Estados Unidos, Roberta Jacobson, opinara que la economía argentina está "en muy mala forma" y recibiera una contundente respuesta de parte de la Cancillería.

Como acompañamiento de la cumbre, tendrán lugar también varios foros paralelos entre los que se destacan el de sociedad civil y actores sociales; de la juventud; empresarial y de rectores de universidad nacional.

También se realizará en la ciudad de Panamá la contracumbre conocida como La Cumbre de los Pueblos, que tuvo su máxima participación en 2005 en la ciudad argentina de Mar del Plata, donde el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, celebró el rechazo al Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA) con la recordada frase: "ALCA, al carajo".

Dejá tu comentario