Lindsay Lohan ya tiene fecha de juicio

Espectáculos

Una jueza decidió reducir a delito menor el cargo que pesa contra la actriz estadounidense Lindsay Lohan por haber sustraído supuestamente un collar de una joyería de Venice (California) y fijó la fecha de inicio del juicio para el 3 de junio.

La jueza Stephanie Sautner determinó en una vista celebrada en Los Ángeles que la protagonista de "Freaky Friday" irá a juicio pero con una acusación menos severa que la inicial, al cambiar el cargo de delito grave a delito menor, informaron medios estadounidenses.

"Le daré una oportunidad", afirmó la jueza, quien no desestimó el caso como había solicitado la abogada de Lohan, Shawn Chapman Holley.

Sautner determinó que Lohan, de 24 años, violó su libertad condicional - por un caso de 2007 cuando fue detenida por conducir ebria-, pero decidió que la actriz estadounidense no tenía que ingresar por ahora en prisión.

La jueza fijó para el 11 de mayo la fecha del juicio preliminar y para el 3 de junio el inicio del juicio. En el caso de ser declarada culpable bajo el cargo de delito menor Lohan podría ir un año a prisión.

La acusación de delito grave hubiera conllevado una posible condena de tres años de cárcel.
La actriz rechazó el mes pasado declararse culpable del hurto.

La decisión de la jueza se produjo después de que la fiscal adjunta de distrito Dannette Meyers concluyó sus argumentos tras citar a testificar a cuatro testigos: la dueña de la joyería, un empleado de la tienda y dos agentes de policía.

Durante la vista, la propietaria de la joyería Kamofie, Sofia Kaman, reveló que el collar que la actriz supuestamente había robado valía mucho menos del precio de venta adherido a la joya, dado que ella lo había comprado por 850 dólares.

Explicó que era una práctica normal duplicar o triplicar el precio de las joyas para su venta final. El precio del collar, que había sido valorado en 2.500 dólares, es importante para calificar de delito grave o de delito menor el supuesto robo.

Por su parte, Tinelli Comsookri, que trabaja en la tienda, aseguró que Lohan se había probado en Kamofie unos pendientes por valor de 1.800 dólares cuatro días antes y trató de salir con ellos puestos de la joyería.

Cuando impidió a la actriz salir de la tienda, Lohan se disculpó y los devolvió. Él informó después a Kaman del incidente. La dueña de la tienda dijo, además, que Lohan visitó la joyería tres veces en una semana y miró varias piezas sin comprar nada.

La joven actriz sostiene que le prestaron el collar y que a su estilista se le olvidó devolverlo.
Cuando fue acusada del robo, Lohan se encontraba en libertad condicional por una causa que se inició en 2007, tras ser detenida por conducir ebria, hecho que se complicó posteriormente cuando incumplió en reiteradas ocasiones las órdenes judiciales.

Dejá tu comentario