Edición Impresa

Notable Jackie Chan en un papel más serio

La intriga es sólida, aunque algunas vueltas argumentales innecesarias la complican.

Martin Campbell dirigió dos films de James Bond, "Casino Royale" y la anterior "Goldeneye" en la era Pierce Brosnan, que justamente aquí aparece como un político irlandés que podría estar conectado con grupos terroristas. Al menos, esto es lo que sospecha Jackie Chan, que en un papel más serio de lo acostumbrado es el padre de una muchacha asesinada durante un atentado en Londres.

La premisa es interesante, igual que ver a Chan como un hombre que parece excesivamente tranquilo, aunque demasiado insistente hasta que termina por convertirse en una temible usina de violencia dirigida a quienes mataron a su hija, lo cual da lugar a un puñado de buenas escenas incluyendo, lógicamente, alguna en la que el superastro chino tiene la ocasión de exhibir su talento para las artes marciales y la acrobacia-. En cambio, quien no tiene mucho a su favor es Pierce Brosnan, que tiene a su cargo demasiadas escenas dialogadas y más complicadas de lo necesario. "El implacable", con su extraña trama de terrorismo irlandés y relaciones entre políticos y grupos violentos, parece surgida de otra época, al punto de que por momentos da la sensación de ser un thriller filmado en la década del 90.





"El implacable" ("The Foreigner", EE.UU./China/G.B., 2017). Dir.: M. Campbell. Int.: J. Chan, P. Brosnan, R. Fearon.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario