Espionaje ilegal: confirman a camaristas sospechados de falta de imparcialidad

Opiniones

La justicia rechazó un planteo de recusación contra dos camaristas interpuesto por los querellantes tras la difusión en un diario de que la causa en la que está procesado Gustavo Arribas, sería declarada parcialmente nula.

El juez Eduardo Farah rechazó un pedido para apartar a sus colegas Mariano Llorens y Pablo Bertuzzi, quienes deben resolver sobre los acusados en el caso de espionaje ilegal que se habría cometido durante el gobierno de Cambiemos.

Llorens y Bertuzzi fueron recusados por el Colegio Público de Abogados de la Capital Federal y por los querellantes Jorge Chueco, Rafael Resnick Brenner y Alejandro Rúa, porque sospechan de su falta de imparcialidad tras una noticia publicada en el diario La Nación que adelantó que la Cámara Federal podría declarar la nulidad parcial de la causa.

Al confirmar a sus colegas, Farah citó jurisprudencia de la Corte, que dice que “la difusión en los medios de prensa del sentido en que se orientaría el voto de un juez, manifiestamente no configura un prejuzgamiento que justifique su apartamiento de la causa”.

La Cámara debe resolver si confirma o no los procesamientos dictados en la causa de espionaje ilegal, entre ellos los de la excúpula de la AFI macrista, Gustavo Arribas y Silvia Majdalani, y el resto de los acusados de espiar a políticos, empresarios, sindicalistas, organizaciones sociales y personas detenidas en las cárceles.

La recusación fue luego de que circuló en las redes una noticia publicada en el diario La Nación que da cuenta y adelanta “situaciones que serían alarmantes”, según la presentación.

El artículo dice que la causa sería declarada nula, al menos parcialmente, porque las maniobras no habrían sido parte de un plan sistemático del Estado y que la responsabilidad de los hechos tendría que ver con una iniciativa de espías “cuentapropistas” .

El cuentapropismo fue uno de los argumentos que en su momento esgrimieron Arribas y Majdalani a la hora de defenderse.

En la presentación de recusación, los abogados Mario Filosof y Jorge Rizo advirtieron que “el haber proporcionado información por adelantado a un periódico de clara tendencia es demostrativo no solo de violaciones legales sino de una cercanía con un sector político omitiendo que la imparcialidad es totalmente ajena a estas actitudes”.

Los camaristas que deben resolver sobre el caso de espionaje ilegal son Eduardo Farah, y Pablo Bertuzzi y Mariano Llorens. Estos dos últimos, según La Nación, se inclinarían por declarar parcialmente nula la causa y ordenar seguir investigando las maniobras.

Dejá tu comentario