Bossio cuestionó el llamado a una "sesión de apuro" en el Congreso

Política

El diputando nacional del Bloque Justicialista (BJ), Diego Bossio, cuestionó llamado del Ejecutivo a una "sesión de apuro" en el Congreso en la que buscaba abordar la situación política de Venezuela y pidió al presidente Mauricio Macri "el normal y activo funcionamiento de la Cámara de Diputados" para "debatir soluciones para los problemas de los argentinos".

"El Gobierno de Mauricio Macri subestima y menoscaba la iniciativa de varios bloques que pedimos el normal y activo funcionamiento de la Cámara de Diputados para encontrar soluciones a los problemas de los argentinos, que no son pocos", señaló el legislador a través de un comunicado.

De este modo Bossio, reclamó una agenda de trabajo legislativo "racional y previsible" y que el Gobierno habilite la normal actividad del Congreso "para trabajar en pos de una agenda que procure respuestas concretas a los problemas de empleo, salario, tarifas, actividad económica, industria nacional, educación, seguridad, una inserción inteligente con el mundo".

La reacción obedeció al intento del Gobierno de convocar a una sesión de apuro para este martes a las 16 a fin de abordar "la problemática que aqueja a Venezuela", que finalmente se cayó por falta de quórum.

El extitular de la ANSES remarcó que desde el bloque Justicialista no desconocen la gravedad "de un conflicto de larga data", sobre el cual ya manifestaron su "profundo rechazo y condena a la ruptura del orden democrático". Asimismo, el dirigente peronista reclamó "abocarse a la agenda urgente de los argentinos".

"El imprevisible llamado a sesión se superpone y clausura el debate de reuniones previstas con antelación, para avanzar en el tratamiento de un régimen tarifario específico para entidades de bien público, en la gratuidad de tarifas del servicio eléctrico para usuarios electrodependientes y en la creación de programa de acompañamiento y contención para el egreso de adolescentes y jóvenes de instituciones sin cuidados parentales, entre otras cuestiones de relevancia", remarcó en el comunicado.

Para Bossio, el Gobierno intenta desprestigiar la actividad del Congreso "aún a riesgo de tirar por la borda a sus propios diputados". "Tenemos la misma disposición de siempre a seguir trabajando de la misma manera responsable y comprometida como lo hemos demostrado desde que asumimos nuestra tarea, respaldando las iniciativas que beneficien a la gente y oponiéndonos a lo que pueda perjudicar a la población, pero siempre privilegiando el bien del País", subrayó.

Y concluyó: "Queremos encontrar soluciones a estos temas y muchos otros, pero el Gobierno sigue sin escuchar, cree que el diálogo solo se establece con quienes piensan igual, cuando debemos procurar coincidencias entre quienes pensamos diferente para conseguir consensos".

Dejá tu comentario