Clausuran en La Plata sucursal de Carrefour

Economía

La Subsecretaría de Ingresos Públicos bonaerense clausuró ayer la sucursal La Plata del hipermercado Carrefour bajo la acusación de haber detectado «maniobras de evasión impositiva», en una medida que la firma -de capitales franceses-calificó de «arbitraria y desproporcionada».

El funcionario de Felipe Solá a cargo de esa cartera, Santiago Montoya, precisó que el establecimiento deberá permanecer cerrado hasta hoy (inclusive) y podrá volver a atender con normalidad desde mañana. Advirtió, además, que hay otras empresas de similares características con los mismos problemas fiscales, y para ellas, las sanciones serían inminentes.

La infracción detectada por el fisco bonaerense se debió a un error en la carga del código de barras de dos productos, registrada hace ocho años.

«Dicho error no implicó un perjuicio de la compañía hacia el fisco o el público en general, y tampoco hubo dolo o evasión alguna. De inmediato, la empresa realizó la rectificación correspondiente», justificó la compañía a través de un comunicado. Lamentó, además, que «ocho años más tarde, un fallo de la Justicia que, por su naturaleza, no se centró en el fondo del asunto, permite que se haga lugar a dos días de clausura». Por otra parte, Carrefour denunció que el procedimiento de clausura fue realizado en un
«marco arbitrario y mediático de la aplicación de la medida, que no guarda proporción alguna con la magnitud real de la causa ni con su antigüedad».

• Fallos

Por su parte, Montoya explicó: «Necesitamos ocho pronunciamientos judiciales hasta que la Corte Suprema de la Nación nos dio la razón y nos permitió completar el procedimiento que se había dispuesto hace dos años».

«Las empresas chicas, medianas y grandes tienen que cumplir con la legislación impositiva», sentenció Montoya. Por último, la empresa lamentó que haber tomado « conocimiento de la medida a última hora del miércoles 10 y no por vía judicial, sin tener la oportunidad de informar a empleados y clientes, causándoles perjuicios y molestias a ambos». El 25 de julio el gobiernobonaerense había pedido también a la Justicia
el embargo y la inhibición de bienes por más de $ 134 millones de los hipermercados Carrefour y Norte, por supuestas deudas en el pago del Impuesto a los Ingresos Brutos.

En su momento, las presentaciones del Estado provincial se efectuaron «en resguardo del crédito fiscal por la cantidad que presumiblemente adeudan las firmas y sus responsables». En caso de ser habilitados por la Justicia, los embargos se realizarían en las oficinas centrales de las firmas, únicos lugares donde se podría cobrar la millonaria deuda, según señalaron desde Rentas bonaerenses.

Según se informó, ni Carrefour ni Norte habrían declarado el Impuesto sobre los Ingresos Brutos y, por lo tanto, no lo pagaron, en concepto de los productos exhibidos en la llamada «punta de góndola».

Dejá tu comentario