Hoy suben fuerte las tasas de plazo fijo

Economía

Los principales bancos saldrán desde hoy a captar dinero fresco de los ahorristas ofreciendo altas tasas para los plazos fijos. De 15% anual que hasta la semana pasada se estaba pagando, trepará a 50% en pesos y a tan sólo 7 días de plazo. Fue precisamente una recomendación del representante del FMI, Anoop Singh, que los bancos comiencen a ofrecer en sus pizarras tasas de interés positivas -superiores a la inflación esperada-a sus clientes, para recuperar depósitos y así restar presión a la cotización del dólar. Precisamente el viernes, la divisa norteamericana cerró a casi 3 pesos y el Banco Central vendió a casas de cambio u$s 25 millones en billetes que estarán disponibles hoy para abastecer la eventual demanda del público.

Los bancos saldrán a partir de hoy a captar dinero fresco de pequeños y medianos ahorristas, a través de tasas muy atractivas de plazo fijo. El nivel subirá desde 15% hasta 18% anual en pesos, que estaban pagando hasta la semana pasada a valores cercanos a 50% anual.

El puntapié inicial lo está tomando hoy el Banco de la Provincia de Buenos Aires. La entidad pagará 50% anual por depósitos en efectivo a cualquier ahorrista dispuesto a poner más de $ 1.000. La tasa estará vigente para el plazo mínimo de depósito, que es de siete días.

Asimismo, quienes tengan dinero en el «corralito» podrán obtener 25% anual por traspasar sus fondos a la vista a un plazo mínimo de 14 días. También ofrecerá 11% anual a quienes estén dispuestos a realizar colocaciones en dólares.

Este incremento que definió la entidad oficial será emulado por otras entidades. De hecho, el fin de semana algunos bancos estuvieron informando sus nuevas tasas de captación de depósitos, que van de 25% a 40% anual en pesos, según el período.

•Comunicaciones

De hecho, el Banco Central mantuvo distintas comunicaciones con los principales bancos del sistema (nacionales, extranjeros y públicos), en las cuales éstos se comprometieron a realizar más esfuerzos para captar ahorristas.

Hasta ahora, las tasas vigentes para los pequeños ahorristas difícilmente superaba 15% anual. Con tasas de inflación anualizada cercanas a 45%, se trata de niveles negativos y muy poco atractivos para el inversor.

Justamente, el jefe de la misión argentina del Fondo Monetario Internacional consideró la semana pasada como «un paso fundamental» que los bancos comiencen a ofrecer tasas positivas de interés a sus clientes.

Además de los tradicionales plazos fijos a treinta días, hay una serie de alternativas que surgieron en las últimas semanas para efectuar depósitos en los bancos. Hasta ahora, tuvieron algo de aceptación entre las empresas, pero muy poco en el público.

Para el Banco Central es fundamental que los bancos salgan con mayores tasas a ofrecer plazos fijos por dos motivos fundamentales:

Aflojar la presión sobre el dólar: buena parte del dinero en efectivo que está dando vueltas termina en la compra de dólares. Por eso, si los bancos salen con altas tasas de interés, pueden llegar a convencer a parte del público y de las empresas de aplicar una porción de sus fondos a colocaciones en pesos. La idea es que el depósito sirva para mantener el poder adquisitivo de la moneda local. Obviamente, si se produce un nuevo pico alcista en la cotización del dólar, será muy difícil captar depósitos en moneda local, porque la moneda estadounidense siempre será mejor refugio ante expectativas de fuerte devaluación del peso.

Darle más margen a la política monetaria: el interés del titular del Central, Mario Blejer, de que los bancos capten depósitos no es casual. En realidad, la mayor parte del dinero que captan las entidades termina en las Letras del Banco Central (LEBAC). La colocación de estos títulos es una parte clave de la política monetaria de la institución. A través del mecanismo de licitación de bonos, el BCRA puede absorber buena parte de la emisión que necesita para socorrer a determinados bancos a través de redescuentos. Por eso, es clave que pueda aumentar el monto de las LEBAC que ofrece por semana para a su vez incrementar el margen de préstamos a bancos con problemas de liquidez. En las últimas licitaciones, los títulos salieron con tasas cercanas a 65% anual, lo que les da amplio margen a los bancos para hacer diferencia entre la tasa de captación del depósito y la posterior colocación en títulos.

En los últimos días, el Central tuvo que salir a otorgar redescuentos a un grupo de instituciones. El total de los últimos diez días alcanzó los $ 450 millones distribuidos de la siguiente manera: Banco Galicia recibió $ 110 millones como adelanto de lo que aportará el fondo de liquidez bancario en su proceso de capitalización. Otros $ 200 millones recibió el Banco Francés, contra compromiso de traer otro tanto desde España. Para el Scotiabank fueron otros $ 15 millones, con un acuerdo similar, esquema que también aprovecharon el Bisel y el Sudameris.

El Banco Provincia también recibió redescuentos y, como contraparte, salió a captar más agresivamente depósitos para aplicarlos a las LEBAC.

Dejá tu comentario