Otro crítico informe sobre Argentina: "No tiene crédito"

Economía

«El clima de negocios ha empeorado en la Argentina, Ecuador y Venezuela, lo que ha hecho que prácticamente no haya entrado inversión directa en esas naciones» a lo largo del 2007. Así lo sostiene el informe sobre los mercados emergentes realizado por el Instituto Internacional de Finanzas (IIF). Para este año, América latina recibirá u$s 106 mil millones en inversiones externas, el doble que en 2006, y para 2008, la mayor asociación mundial de bancos proyecta que ingresen a la región unos 88 mil millones de dólares extranjeros.

Fredirck Jaspersen, director del IIF para América latina, puso en duda los números dados a conocer por el INDEC al señalar que «la cifra de agosto indicaba que el crecimiento económico fue de 9,2%, pero esto es muy alto cuando la producción manufacturera está disminuyendo».

También proyectó que «la Argentina no regresará muy rápido a los mercados internacionales, debido a que el gobierno se niega a normalizar sus relaciones con los acreedores privados».

El IIF, la mayor asociación de bancos del mundo, dio su apoyo tentativo al « superfondo» propuesto por algunos bancos para sanear los mercados de crédito afectados por la crisis financiera.

  • Puntos salientes

    «Acogemos positivamente las iniciativas (...) para acelerar la restauración de la confianza y la liquidez» en los mercados, sostuvo Josef Ackermann, quien encabeza el consejo directivo del IIF y es también el presidente del comité ejecutivo del Deutsche Bank.

    A continuación los puntos sobresalientes del informe:

  • Para el año que viene, América latina sufrirá un ligero declive en su crecimiento debido a la crisis en el mercado de créditos hipotecarios en Estados Unidos y a una desaceleración de la demanda interna. Sin embargo, seguirá con buen desempeño gracias a bases macroeconómicas y precios de materias primas sólidos. En 2007, el PBI regional se expandirá 5% en 2007 y en 2008 tendrá una modesta reducción a 4,3%. . El conjunto de los países emergentes recibirá en 2007 la cifra récord de u$s 620 mil millones. Esto revela que estos mercados están en una buena posición para soportar las presiones causadas por las recientes turbulencias en el mercado de crédito de EE.UU.

  • El superávit por cuenta corriente -que consiste fundamentalmente en la balanza comercialde América latina será de u$s 26.500 millones este año y de u$s 8.700 millones en 2008, frente a los u$s 51.600 millones de 2006.   

  • La inflación y las expectativas de inflación han crecido en la mayoría de los países de la región. En la Argentina y en Venezuela la combinación de estímulos fiscales y políticas monetarias aplicadas aumentaron las respectivas demandas domésticas a niveles muy por encima de la capacidad productiva, elevando la inflacióny el riesgo de un duro aterrizaje.

  • La amplitud del fortalecimiento de los precios de los commodities es muy visible ya que se ha expandido a través del petróleo, alimentos, metales (...). Por el momento, las expectativas de inflación en los principales países continúa favorable. Si las mediciones de inflación empiezan a subir, esto podría llevar rápidamente a un giro hacia un nuevo régimen en los mercados financieros.

  • Las enormes reservas chinas crecerán aun más, posiblemente alcanzando u$s 1,9 billón para fines de 2008 (...). Como ha sido desde 1989, el país oriental será el mayor receptor de inversión directa, tanto este año como el próximo.

  • El flujo excesivo y/o la apreciación en el precio de los activos en los próximos meses podrían provocar que ciertos mercados emergentes clave deban experimentar un aterrizaje forzoso a fines de 2008 o principios de 2009.   

  • El flujo neto de inversión directa a otros países de la región (Brasil, Chile, Colombia, México y Perú) ha sido sustancial, pero se mantiene por debajo de su máximo de fines de los 90. Esto es de cierta manera decepcionante.

  • América latina debería experimentar una importante erosión en su superávit de cuenta corriente en 2007. Dos factores influyen en este declive. En primer lugar, la demanda doméstica se está fortaleciendo a lo largo de la región y esto está expandiendo el requerimiento de importaciones. En segundo lugar, la apreciación real de la divisa está terminando con la competitividad.

  • Los préstamos de bancos comerciales a los países emergentes son el componente de los flujos de capital privado con más probabilidad de reducirse el próximo año debido a las recientes confusiones financieras.
  • Dejá tu comentario