3 de junio 2015 - 00:00

Admite EE.UU. que llevará “varios años” la guerra al Estado Islámico

El primer ministro iraquí, Haider al Abadi, (izquierda) brindó una conferencia de prensa en París acompañado por el ministro de Relaciones Exteriores, Laurent Fabius.
El primer ministro iraquí, Haider al Abadi, (izquierda) brindó una conferencia de prensa en París acompañado por el ministro de Relaciones Exteriores, Laurent Fabius.
 París - La coalición internacional liderada por Estados Unidos contra el Estado Islámico (EI) prevé que la intervención contra los yihadistas en Irak y en Siria será larga y así lo reconoció el secretario de Estado norteamericano John Kerry, en la Conferencia de París, cuando arrecian las críticas de Irak por el "fracaso" de los bombardeos selectivos.

Será una "lucha de varios años", intervino Kerry vía telefónica desde Boston, donde fue sometido a una cirugía por una fractura, mientras se desarrollaba una reunión en París con los ministros de Exteriores de 24 países (de un total de 62 que componen la coalición) para dar un "firme respaldo" a la nueva estrategia contra la agrupación terrorista presentada por Irak. El proyecto del primer ministro iraquí, Haider Al Abadi, articulado en cinco puntos, contempla mayores apoyos a los combatientes tribales, aumentar los efectivos del Ejército, reestructurar las fuerzas policiales, garantizar que quienes participan en su liberación actúan bajo mando gubernamental y aportar fondos a la estabilización de las zonas liberadas.

El encuentro -copresidido por Al Abadi; por el ministro francés de Exteriores, Laurent Fabius, y por el subsecretario de Estado estadounidense, Anthony Blinken, en representación de Kerry- sirvió para hacer balance de los esfuerzos desplegados y de las estrategias que se deben implementar.

Los participantes consideraron que, pese a derrotas puntuales en ciudades como la iraquí Ramadi o la siria Palmira, la situación mejoró en uno y otro país y la determinación contra el grupo yihadista sigue siendo "total".

Poco antes de la apertura de este encuentro, Al Abadi había denunciado en la prensa francesa que el avance del Estado Islámico es "un fracaso de la comunidad internacional. En lo que concierne al apoyo a Irak, hay muchas palabras, pero poca acción sobre el terreno".

En su comparecencia una vez finalizada la reunión, dejó claro que la amenaza del EI pesa no sólo sobre Irak, sino también "sobre la región y el mundo", y renovó su petición de ayuda para una guerra que, destacó, se nutre también de combatientes extranjeros y tiene un importante "componente psicológico". En ese sentido, subrayó que el EI llegó a Irak a través de Siria y que la comunidad internacional debe explicar "por qué tantos terroristas son originarios de Arabia Saudita, o de países del Golfo (Pérsico), de Egipto, Siria o Turquía, y de países europeos". Los socios de la coalición confirmaron su compromiso con las autoridades iraquíes y recordaron que en Siria su ámbito de actuación defiende el lanzamiento de "un verdadero proceso político inclusivo", que derive en un Gobierno con miembros de uno y otro bando, pero no con el actual presidente, Bachar Al Asad. En su declaración común, señalaron también "la incapacidad y la falta de voluntad de régimen sirio para luchar contra Daesh" (acrónimo árabe del Estado Islámico) y destacó además de la falta de voluntad del régimen y "el continuo deterioro de la situación en Siria. La coalición sigue siendo el mejor vector para llegar a la victoria contra el EI", indicó Blinken en una conferencia de prensa en la que afirmó que el combate será largo, pero factible si se mantiene la actual movilización.

El primer encuentro de este tipo, restringido, se había celebrado en Londres el pasado enero, y el próximo septiembre, al margen de la Asamblea General de Naciones Unidas, está previsto que se amplíe al resto de miembros y a nivel de jefes de Gobierno y de Estado para proseguir los esfuerzos y hacer balance de lo conseguido.

En la reunión de París, según el ministro español de Exteriores, José Manuel García-Margallo, la delegación italiana propuso ampliar el ámbito de actuación a Libia, ante la constatación de que ese país también se ha visto afectado por el EI y es un foco de desestabilización para el resto.

Agencias EFE, AFP, Reuters, ANSA y DPA, y Ámbito Financiero

Dejá tu comentario