4 de agosto 2017 - 23:28

Cámara negó excarcelación a contador de los Kirchner

Claudio Bonadiol.
Claudio Bonadiol.
La Cámara Federal, en fallo dividido, rechazó excarcelar a Víctor Manzanares, el contador de la familia Kirchner, quien quedará detenido en el marco de la causa Los Sauces, por obstruir la investigación, según el juez Claudio Bonadio que ordenó su prisión el primer día de la feria judicial.

El fallo fue dictado por la Sala I de la Cámara con los votos de Jorge Ballestero y Leopoldo Bruglia, mientras que en disidencia lo hizo Eduardo Freiler, quien se pronunció por aceptar la excarcelación, cuestionó al magistrado y solicitó su apartamiento.

Ballestero fue operado recientemente a raíz de lesiones coronarias que obligaron a colocarle tres stent, fue dado de alta horas atrás y concurrió especialmente a los tribunales de Comodoro Py para firmar el fallo. De esta manera la Cámara confirmó la resolución Bonadio que puso preso a Manzanares por obstrucción de la investigación de la causa Los Sauces al haber desviado dinero de alquileres hacia una cuenta bancaria que estaba fuera de la órbita de la intervención judicial.

La decisión podría ser apelada por la defensa de Manzanares a la Cámara de Casación, pero mientras tanto permanecerá en el penal de Marcos Paz.

Freiler denunció en su voto que Bonadio actuó con arbitrariedad en la causa Los Sauces y que por lo tanto debe ser apartado del expediente en el que están procesados la expresidente Cristina de Kirchner y sus hijos entre otros acusados. "Contrariamente a lo opinado por mis colegas, considero que no existen razones objetivas que justifiquen el encarcelamiento preventivo de Víctor Alejandro Manzanares, y a la par de ello, advierto que el fallo puesto en crisis no sólo fracasa en el intento por demostrarlas, sino que además contiene vicios de fundamentación que incluso impiden considerarlo un pronunciamiento jurisdiccional válido", sostuvo Freiler. Cuestionó el actuar de Bonadio y señaló que el juez "ha concentrado sus esfuerzos en demostrar que Manzanares, al instruir a los inquilinos de los inmuebles que componen el ´Condominio Máximo y Florencia Kirchner´ para que abonaran los cánones debidos en la cuenta personal de Carlos Alberto Sancho, tuvo la intención de frustrar los objetivos que llevaron a imponer la intervención judicial de ese órgano, a partir de lo cual dedujo que la libertad del Contador constituía un riesgo cierto para el normal desarrollo de la investigación". Como adelantó Ámbito Financiero, si la cuestión no se resolvía durante la feria judicial, la situación de Manzanares quedaría confirmada a partir del desequilibrante voto de Ballestero, unificado al de Bruglia.

Freiler, a quien el Gobierno lo tiene en la mira en el Consejo de la Magistratura fue más duro aun: "Entiendo que el Juez ha arribado a esa conclusión de manera arbitraria, edificando su razonamiento con la acumulación de afirmaciones falsas y utilizando como peldaños premisas inconexas y un criterio de interpretación sumamente forzado, vicios éstos que se contraponen, claro está, con la restringida exégesis que debe primar en materia de excarcelación". Para Freiler, Bonadio hizo "una tergiversación de la realidad". "No podía desconocer" que "el titular de la cuenta de destino" para depositar los alquileres "lejos de resultar un tercero desconocido o ajeno al órgano, resulta ser el legítimo apoderado de los copropietarios de los inmuebles alquilados", en relación al ex gobernador Carlos Sancho, justificando la legalidad de la misma operatoria que Bonadio denunció de manera separada.

Dejá tu comentario