Capital: ahora piensa PRO que puede unificar comicios

Edición Impresa

Sólo la incerteza del resultado, podría hacer pensar a Mauricio Macri en promover una ley que le permitirá, el año próximo, unificar los comicios porteños con los nacionales. Esa duda, creen en el PRO los más cercanos al jefe de Gobierno, sólo podría suceder si hay un cambio en los planes de las candidaturas que tiene el macrismo. Por ahora, Gabriela Michetti, que es la carta fuerte del PRO según los sondeos de opinión que encarga el oficialismo porteño, piensa apostar a suceder a Macri en la Ciudad de Buenos Aires y relanzará el próximo viernes sus aspiraciones cuando inaugure la sede de su Fundación Suma que oficiará de búnker de su campaña como aspirante a jefa de Gobierno.

Sin embargo, hay quienes promueven a la senadora como acompañante de Macri en la fórmula a presidente, de modo que se ampliaría la interna macrista para disputar la candidatura sucesoria si Michetti parte a una boleta nacional.

Como sea, por ahora el jefe porteño quiere mantener las elecciones locales separadas de las nacionales con la idea de retener la Capital Federal para el PRO como previa de los comicios presidenciales. Ese calendario, que llevaría hasta seis veces en un año a los porteños a las urnas, no es el más favorable para otras agrupaciones.

El sciolismo que viene desembarcando en la Ciudad de Buenos Aires con un grupo que animan el jefe de Gabinete bonaerense Alberto Pérez, la exlegisladora Silvia La Ruffa, el titular del Banco Provincia, Gustavo Marangoni, y el exintendente Jorge Telerman, ve por ahora con poco interés una contienda para la cual aún no muestra candidato competitivo. Es decir, sin un postulante fuerte se le dificultaría intentar la conquista del distrito porteño donde Daniel Scioli supo ser candidato, pero le resultaría más atractiva esa elección local, con la posibilidad de que un postulante a presidente traccione las demás candidaturas, es decir unificando los comicios. No es seguro, que de definirse esa opción, por el momento rechazada por Macri, el PRO consiga los votos para modificar la ley que prohíbe ahora juntar las urnas locales con las nacionales, más aún cuando una porción del kirchnerismo que quedará en la Capital Federal, sueña con encontrar un candidato que retenga como poco las chances históricas del eterno postulante local Daniel Filmus.

En esa danza de aspiraciones el sueño de los ingenieros de la campaña de Macri es una alianza, más cerca de fin de año, con algún sector del radicalismo al cual ofertará la candidatura a vicepresidente de la Nación junto al jefe de Gobierno. Así, Michetti tendría la certeza de poder continuar en la carrera por el puesto mayor de la Capital Federal y al mismo tiempo alentar la otra interna PRO, la de completar su fórmula con alguno de los anotados en carrera propia. En ese listado, donde el principal que reaparece es Horacio Rodríguez Larreta, también están, Cristian Ritondo y Diego Santilli, por el momento.

No es para el PRO, el caso de la provincia de Buenos Aires, donde se especula con las dificultades que tendría María Eugenia Vidal para remontar su posición en ese territorio, ya que allí sí Macri contaría con el efecto tracción, en una papeleta que lleve a la vicejefa de candidata a gobernadora si es que así lo define el PRO o como resultado de las PASO con Jorge Macri que también se ilusiona con ese lugar.

Ayer, Vidal inauguró en la localidad bonaerense de Avellaneda, la primera casa de Docentes PRO de la provincia de Buenos Aires, lugar en el que se realizarán capacitaciones gratuitas, talleres para padres, y encuentros de trabajo basados en el objetivo de alcanzar una educación pública de calidad para todos. Estuvo acompañada por el ministro de Educación porteño, Esteban Bullrich, quien ya cambió domicilio a la provincia, y por el ministro de Hacienda de la Capital Federal, Néstor Grindetti, concejal electo por Lanús y candidato a intendente en esa localidad. Otro funcionario PRO que intenta suerte en la provincia es el titular de Seguridad, Guillermo Montenegro, quien al mismo tiempo anima la conformación de la Fundación Suma de Gabriela Michetti, que también integra el titular de Cultura Hernán Lombardi.

De esa manera, en el PRO explican que "sólo si hubiera dudas acerca del triunfo de la Capital Federal podríamos promover la unificación de los comicios", para mostrar que el almanaque con los turnos electorales requiere de una precisión especial en 2015.

Dejá tu comentario