Cayó “CCL” a $ 12,16; BCRA vendió u$s 20 M

Edición Impresa

 El dólar "contado con liqui" dio la nota en la jornada cambiaria al desplomarse 30 centavos a $ 12,16, su mayor caída intradiaria en un mes. El también llamado "dólar fuga", que regresó a los valores de exactamente hace una semana, fue arrastrado por una baja en las acciones locales que se utilizan para este tipo de transacción. Como contrapartida, el dólar "Bolsa" ascendió tres centavos y cerró a $ 12,58. Ambos tipos de cambio implícitos continúan operando en medio de la intervención de inversores institucionales, que no dejan escapar su cotización, y bajo la atenta mirada de organismos fiscalizadores, lo que ha retraído el volumen operado.

En el circuito paralelo, el dólar se mantuvo estable a $ 13,65 en un mercado con escasas operaciones y una menor liquidez de pesos, que se intensificó ayer luego de que el Banco Central acelerara el ritmo de absorción monetaria. "La licitación no dio cuentas de una merma en su atractivo sino todo lo contrario, se renovaron los vencimientos y la aspiración fue récord, cercana a los $ 12.000 millones", expresó la consultora Delphos Investment. De hecho, en lo que va del año la autoridad monetaria ya contrajo cerca de $ 23.000 millones en la plaza.

El dólar oficial avanzó otro medio centavo y alcanzó los $ 8,63. La divisa de EE.UU. ya aumentó un 0,75% en relación con el peso desde que arrancó 2015. Por segunda vez en la semana, el BCRA debió intervenir en el mercado con la venta de u$s 20 millones, ante una oferta que no satisface la demanda de importadores y bancos. Sus reservas volvieron a bajar, esta vez u$s 23 millones, a u$s 31.253 millones.

De la mano de Petrobras Brasil, la Bolsa porteña finalizó con un alza del 1% y el índice Merval, su principal indicador, avanzó a 8.673,82 unidades tras acumular leves descensos en las dos primeras ruedas de la semana.

Además, influyó el buen humor que reinó en los mercados internacionales debido al inminente lanzamiento por parte del Banco Central Europeo de un programa de compra de bonos.

La mejora en el Merval fue liderada por empresas del segmento energético. El podio de las líderes lo encabezó la petrolera brasileña con una ganancia del 5,5%, luego de que el Gobierno de Rousseff anunciara en el inicio de la semana que traspasará a los precios el alza de los impuestos sobre las naftas. También tuvo impacto positivo un repunte de los precios internacionales del crudo. Además, se destacaron Pampa Energía (2,2%); Sociedad Comercial del Plata (1,6%); Edenor (1,5%); Aluar (1,5%); e YPF (1,2%). En tanto, el sector financiero sufrió una toma de ganancias y los papales de las firmas bancarias mostraron bajas generalizadas. Banco Macro retrocedió el 4%, Grupo Financiero Galicia, un 1,9% y Banco Francés, un 1,5%.

Los títulos públicos vivieron una jornada dispar. El Discount en dólares ley de Nueva York saltó un 2%; el Bonad 2018, 1,9%; y el Bonar 2017, un 0,5%. En cambio, el Boden 2015 perdió un 1,6%; el Par en dólares ley argentina, un 1%; y el Bonar 2024, un 0,9%. Los cupones del PBI se hundieron hasta 3,5%. El riesgo-país registró una leve baja del 0,56 % hasta los 716 puntos básicos.

Dejá tu comentario