El gráfico que habla

Edición Impresa

El retorno de los hijos al hogar paterno se está consolidando como una tendencia mundial, sobre todo de la mano de la crisis económica. Al igual que ocurrió en la Argentina tras la debacle de la convertibilidad, en los Estados Unidos el número de jóvenes de 18 a 34 años que vuelve a vivir con sus padres aumentó significativamente desde 2005. Los analistas se preguntan qué pasó ese año, y entre las muchas teorías esbozadas se cree que todo comenzó con el aumento de los créditos hipotecarios. El resto de la historia es conocido.

Dejá tu comentario