29 de julio 2013 - 00:00

Massa lanza reforma penal con batería de cadenas perpetuas

Sergio Massa se reunió ayer con familiares de víctimas por la inseguridad y, junto con sus candidatos, presentó proyectos para agravar penas en el Código Penal. Darío Giustozzi y Joaquín de la Torre, presentes.
Sergio Massa se reunió ayer con familiares de víctimas por la inseguridad y, junto con sus candidatos, presentó proyectos para agravar penas en el Código Penal. Darío Giustozzi y Joaquín de la Torre, presentes.
Organización o financiación del narcotráfico: cadena perpetua. Abusos sexuales cometidos por familiares: cadena perpetua. Sergio Massa presentó ayer un paquete de leyes para reformar el Código Penal de la Nación, además de leyes provinciales, que también establece la imprescriptibilidad de estos delitos y, sin nombrarlos, disparó en el tramo final de la campaña para las PASO contra sus adversarios peronistas, Martín Insaurralde y Francisco de Narváez.

De cara al último fin de semana antes de las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias, el candidato del Frente Renovador levantó una de sus banderas de campaña y se concentró un una batería de leyes contra la inseguridad. Buscó así superar el estigma que intenta reducirlo a un estratega de cámaras de seguridad que sólo registra los delitos en el momento de su comisión. Y presentó en un hotel porteño, acompañado por la primera plana del Frente Renovador, un combo de siete proyectos de ley que hoy serán ingresados en la Cámara de Diputados de la Nación y en la Legislatura bonaerense.

El cerebro del Frente Renovador detrás de esta iniciativa de reforma judicial es la exfiscal del Departamento Judicial de Bahía Blanca María Marta Corrado, actual candidata a legisladora.

Corrado se ubicó ayer con el lote de candidatos massistas que estuvo encabezado por el intendente de Almirante Brown, Darío Giustozzi, y el ex Coalición Cívica, Adrián Pérez. Corrado es una prestigiosa abogada de familia peronista, que cultiva el perfil bajo y renunció a su cargo para integrarse al Frente Renovador invitada por Dámaso Larraburu, cacique peronista de esa localidad que, simbólicamente, estampó su nombre y apellido en la boleta de candidatos a diputados nacionales en el puesto 35º. En materia de seguridad, y procedente del municipio amigo de San Miguel, trabaja también el candidato Diego Gorgal.

El massismo además impulsa en La Plata un proyecto de descentralización de la Justicia para garantizar el acceso directo en cada localidad al sistema judicial en el ámbito penal, que podría incluso incluir la erradicación de los departamentos judiciales para evitar, por ejemplo, que un habitante de Carmen de Patagones deba viajar 360 kilómetros hasta Bahía Blanca para impulsar una denuncia ante un juez de garantías.

Sin hacer mención explícita al revés que la Corte Suprema propinó a la reforma judicial de Cristina de Kirchner, a quien el máximo tribunal le volteó por inconstitucional la iniciativa de voto directo de los integrantes del Consejo de la Magistratura, Massa ayer explicó que "no hace falta una gran reforma judicial". Intentó despegarse así del proyecto kirchnerista aprobado por el Congreso, pero volteado por la Corte Suprema. En tono enérgico, y con su esposa Malena sentada en el piso junto a su hijo, el intendente de Tigre apuntó así no sólo al presunto "garantismo" del Frente para la Victoria, sino también al voto de De Narváez al advertir que "algunos parecen garantizar los derechos de los delincuentes antes que los de la gente. Hay que terminar con el actual sistema de excarcelaciones. El Código en la provincia también requiere cambios porque hay trampas procesales como puerta de escape". Y en vez de sensación de inseguridad, fue más lejos y habló de "sensación de impunidad".

Massa estuvo acompañado por el intendente de San Miguel, Joaquín de la Torre, por los diputados del Frente Renovador, Graciela Camaño y Alberto Roberti, la legisladora provincial Mónica López y el extitular del Banco Central, Martín Redrado, a quien le dedicó una mirada al anticipar que también presentarán un proyecto para habilitar un levantamiento paulatino del cepo al dólar.

El intendente y candidato insistió también con sus proyectos de descentralización de la Justicia en la provincia de Buenos Aires, para que haya jueces de garantía en todos los distritos, con un piso de un magistrado cada 200 mil habitantes. "No hace falta una gran reforma de la Justicia; hace falta una ley de descentralización", fue el reclamo de Massa.

Como parte de la agenda provincial, en la Legislatura bonaerense el Frente Renovador presentará un proyecto de ley orgánica de las Policías municipales de la provincia de Buenos Aires. A su vez, un proyecto de ley de vigilancia electrónica mínima obligatoria de la provincia de Buenos Aires. En este sentido, se presentará un proyecto de ley de descentralización y modernización del Poder Judicial de la provincia de Buenos Aires. Por último, un proyecto de ley de modificación del Código Procesal Penal de la provincia de Buenos Aires para limitar las excarcelaciones (antirrueda giratoria). Los principales ejes de la propuesta presentada por el equipo de trabajo del Frente Renovador son: prisión perpetua para la organización narco dedicada a la venta de droga, equiparar la venta de droga a homicidio, prisión perpetua para el abusador agravado por el vínculo, prisión perpetua para la violación seguida de muerte, y, por último, ley de vigilancia electrónica, determinando la obligatoriedad de una cámara de seguridad cada 1.000 habitantes.

Dejá tu comentario