Michetti se endurece con Macri por urnas

Edición Impresa

La vicejefa de Mauricio Macri desafió otra vez la voluntad del mandatario porteño -sigue de viaje-, repitiendo que no quiere ser candidata en las legislativas de este año, más precisamente a diputada nacional, dándole otra vuelta al tema de la fecha de urnas en la Capital Federal que ya divide al PRO.
Gabriela Michetti intenta eludir la competencia con Elisa Carrió en las elecciones de octubre cuando los porteños deben votar para la renovación de 13 bancas en Diputados. En cambio, jactándose siempre de ser la única macrista con chances de triunfar, las intenciones de «la reina» -como la llaman algunos en el gabinete PRO- es que Macri se defina por separar las urnas locales de las nacionales.
De esa manera, la vice competiría por una banca en la Legislatura porteña, una campaña para dirimir sólo cuestiones barriales. Le traería esa jugada a Michetti un doble beneficio: cree que ganará bancas para Macri en la Legislatura local, y a la vez se posicionará como titular de esa casa y futura candidata a la jefatura de Gobierno de la Capital Federal.
En cambio, para Michetti la competencia a diputada la alejaría, según piensa, de los temas vecinales que no quiere abandonar y de la gestión de Macri, desde donde avanza en su carrera política. La alienta a conseguir que su posición gane, que en ausencia de Macri se le sumaron más simpatizantes del gabinete a su cruzada. Sin embargo es Macri, con aliados como Esteban Bullrich y Federico Pinedo, quien está más convencido de celebrar una sola elección en la Capital Federal para diputados nacionales y legisladores porteños, en octubre y que coincida con las bonaerenses para las cuales ya armó una alianza con el peronismo antikirchnerista.
Avance
De ganar esa votación, el triunfo significaría para Macri avanzar un peldaño en su carrera presidencial. De otra forma, arriesgaría perder las elecciones a diputados nacionales y dejarle a la otra oposición, la de Carrió, eventualmente el triunfo ya que la chaqueña se impuso en el distrito en 2007 por sobre los candidatos del macrismo y del kirchnerismo.
Michetti insiste ahora con esperar el regreso de Macri para volver al ruedo con su posición e intentar que el jefe porteño se defina. Los que quieren que la elección en Capital se realice en forma anticipada consideran que el plazo máximo para la convocatoria, que corre por cuenta de Macri, es el próximo 15 de marzo.
«Vamos a esperar que Mauricio regrese de su viaje a Londres. Cuando vuelva estaremos discutiendo nuevamente este tema», dijo Michetti aludiendo a la gira que el jefe porteño iniciará el fin de semana hasta el miércoles próximo.
«Hoy por hoy candidata a diputada nacional no sería, me cuesta mucho porque los porteños me han votado para que yo trabaje de vicejefa. Es un momento bastante tenso para tomar decisiones. Los argumentos y las cuestiones que te tiran de un lado para el otro, existen. No es tan sencillo y hay que tratar de tomar la mejor decisión. Siempre trato que lo que me guíe es lo que intuyo qué es lo mejor para cambiar la realidad y todos estemos mejor», confió la funcionaria ayer ante los micrófonos radiales.
Por otra parte volvió a enfrentar a Carrió, quien viene criticando a Macri por su alianza con el duhaldismo.
«Lilita, al tirar frases complicadas que manipulan la realidad, hace muy difícil
la vinculación para sumar alternativas, lo que siento es que hemos votado juntos y hemos compartido posiciones durante un año y pico en el Congreso con los radicales, con la Coalición Cívica, con algunos peronistas, me parece que hay una especulación que va más allá y tiene que ver con candidaturas personales»
, dijo la vice de Macri.
Finalmente la candidata remató con declaraciones sobre la renuncia de Carlos Reutemann al bloque Frente para la Victoria. «Creo que Reutemann tiene claro que en Santa Fe las posturas del Gobierno han sido muy rechazadas y a él se lo respeta mucho, requiere de una distancia si pretende representar a los santafesinos», sostuvo.

Dejá tu comentario