Racing logró mucho más que un triunfo

Edición Impresa

Racing logró un triunfo que tiene un gran valor porque lo aleja de la Promoción y lo pone en camino de seguir en Primera. El equipo que dirige Russo jugó un gran primer tiempo y en el comienzo del segundo lo definió, para después defenderse de los ataques de los tucumanos que con esta derrota tienen muy pocas posibilidades de mantener la categoría.

Racing sabía de la importancia de este partido y por eso salió a buscarlo de entrada con un gran trabajo de Yacob en la mitad de la cancha y con Grazzini como enganche para conectarse con Lugüercio y Bieler, que estuvieron movedizos e incisivos.

Ya en el primer tiempo mereció retirarse en ventaja, pero la falta de precisión en la última jugada y algunas atajadas de Ischuk se lo impidieron.

En el comienzo del segundo tiempo Sebastián Grazzini consiguió el gol, luego de un mal cierre de Musto y a partir de allí fueron los tucumanos, que obligados por el marcador salieron a buscar con todo el empate.

Mario Gómez ya había puesto a José Saavedra por Barone y Sarria por Granero, sacando un defensor y un volante defensivo para poner dos enganches, con lo que salió a jugarse a todo o nada, dejando espacios para el contraataque de Racing.

Los tucumanos se excedieron en los centros y le permitieron lucirse al grandote De Olivera, que se cansó de bajar pelotas en el medio del área.

A Racing, por su parte, le faltó justeza para aumentar el marcador y terminar más tranquilo, pero si fuera así no sería Racing.

Dejá tu comentario