Gobierno sale al rescate de la marca FDT

Política

Alberto Fernández y sus ministros pidieron preservar la coalición de Gobierno y ubicaron a Mauricio Macri como adversario en común del Frente de Todos ante el resurgimiento de Unidad Ciudadana.

Alberto Fernández le dedicó el fin de semana, tras su regreso de la gira por Europa, a blindar la integridad del Frente de Todos. “Quien rompa el Frente de Todos pierde”. El axioma presidencial dirigido a Cristina de Kirchner fue expuesto por el mismo jefe de Estado con un mensaje en clave electoral de cara a 2023.

Alberto volvió a aclarar que si bien “siempre” tuvieron diferencias, Cristina no es su “enemiga” sino Mauricio Macri y “la derecha”. “Siempre hemos tenido diferencias con Cristina. Pero ella no es mi enemiga”, dijo Fernández en una entrevista con el medio francés Le Monde.

Macri como adversario en común, y el riego cada vez más tangible de un regreso de Juntos ante la fragmentación de la coalición de gobierno, son el centro del mensaje que difundió la Casa Rosada este fin de semana para anestesiar la interna. La urgencia política es hoy reconstruir la marca Frente de Todos como ventaja competitiva para volver a exhibir al peronismo unido.

En las presidenciales del 2019 el cabo suelto era el Frente Renovador de Sergio Massa que terminó sumándose al armado construido junto a Máximo Kirchner con la consagración de Alberto como candidato. De cara a 2023, la marca Frente de Todos necesita ahora atornillar al kirchnerismo ante el relanzamiento de Unidad Ciudadana a partir de las disidencias públicas de La Cámpora y Cristina tras la firma del acuerdo con el FMI y la conducción de económica de Martín Guzmán.

Gabriel Katopodis, uno de los Ministros más cercanos al Presidente, advirtió el sábado que el Frente de Todos (FdT) es lo “único que tiene la gente para defenderse del modelo neoliberal que encarna la derecha”, y afirmó que al interior de la coalición oficialista “debe ordenarse los debates para definir una línea clara”.

“Lo único que tiene la gente para defenderse es el FdT. Hay dos modelos de país en Argentina. La derecha puede tener tres o cuatro candidatos pero todos dicen lo mismo. Seguimos parados en el mismo lugar. La gente nos pidió que nos uniéramos para sacar a (Mauricio) Macri, y eso vale para gobernar hoy, y para el 2023”, aseguró el ministro de Obras Públicas en declaraciones a Radio 10.

Para el funcionario, “lo que no está permitido es que la derecha vuelva al gobierno”, y evaluó que el FdT es “más grande” de lo que pueden representar el presidente Alberto Fernández o la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner. “Hay un debate que se viene dando en el FdT y es algo que banco. Una cosa es discutir si las tarifas y las boletas de luz aumentarán un 20% o 30% y otra es generar una suba de más del 3.000% como pasó con el macrismo”, señaló.

“Debemos entender que del otro lado no hay solo una amenaza, y una posible hipótesis, hay una alternativa clara que es el macrismo, que se anima porque nos ve con estos ruidos internos. Debemos multiplicar las mesas y ordenar los debates en pos de una línea que sea clara. Muchas reuniones que a veces no son públicas y donde todos estamos tratando de hacer algún aporte”, remarcó.

También Santiago Cafiero, el titular del Palacio San Martín, se refirió a la interna en el Frente de Todos y admitió que “claramente hay compañeros que no están de acuerdo con la velocidad que el programa económico está teniendo; incluso, hay algunos que no están de acuerdo en casi nada de ese programa económico”. “No se están discutiendo candidaturas, sino cuáles son los mejores mecanismos para generar herramientas distributivas más efectivas en este momento”, destacó. Al referirse a las críticas que realizó en varias ocasiones el líder de La Cámpora, Máximo Kirchner, el canciller manifestó: “Es su verdad relativa, la opinión de un dirigente de parte de nuestro espacio que expresa su disconformidad con el rumbo económico. Hay otros que no, que saludan este rumbo económico. Y estamos todos dentro del mismo espacio”.

Dejá tu comentario