Logra hasta ahora el gobierno tapar affaire patagónico

Política

Denodado esfuerzo realizaban ayer los asesores contratados de la Jefatura de Gabinete por el curso que podía alcanzar una información proveniente de Río Gallegos. Las apelaciones a Alberto Fernández son obvias en ese sentido ya que bajo su égida se distribuyen varios organismos oficiales de prensa, mientras que en el sector privado cada vez aumentan más las relaciones amistosas. El tema cuya difusión preocupaba está relacionado con una reyerta de jóvenes, en Río Gallegos, con desenlaces de corte policial que en esa provincia -se dice- suelen resolverse al estilo camuflaje de Catamarca o Santiago del Estero. En ese episodio desagradable, en pleno centro, que supera a cualquier aventura juvenil, uno de los protagonistas principales e involucrados fue el hijo de uno de los más prominentes y silenciosos miembros del círculo K, aunque el comienzo de su apellido está al final del abecedario.

Dejá tu comentario