Docentes: Misiones ya selló pax; Provincia y CABA, atados a Nación

Ambito Nacional

En Mesa Técnica bonaerense gremios pidieron "no empatar, sino superar inflación", y especulan con oferta la próxima semana. Más duros, algunos sindicatos porteños aspiran a gatillo mensual o trimestral con retroactivos.

El Gobierno de Axel Kicillof arrancó este jueves la discusión salarial con los maestros y la administración del porteño Horacio Rodríguez Larreta tuvo su primer round (de corte laboral) con los 16 gremios docentes, en dos pulseadas que quedaron sin embargo atadas a la espera de definiciones de la paritaria nacional, que determinará el piso de sueldos del sector a nivel país y que se reanudará la semana que viene.

A poco más de dos semanas del inicio de clases, en la cita bonaerense los gremios plantearon a los funcionarios del Frente de Todos la necesidad de arribar a una herramienta que ya no sólo permita “empatar a la inflación”, sino además “superarla”. Pero algunos de los sindicatos porteños fueron más allá: anticiparon que reclamarán a Rodríguez Larreta, hombre del PRO, la aplicación de gatillos mensuales -o trimestrales, con retroactivos-, y alguno blandió un pedido de subas de al menos el 40%.

El telón de fondo es incómodo: la Casa Rosada -y un creciente lote de gobernadores- desalienta el uso del gatillo por su efecto indexatorio de la economía, e impulsa en cambio acuerdos cortos, de corte trimestral.

En este escenario, sobre el final de este jueves el Gobierno del misionero Oscar Herrera Ahuad (Frente Renovador de la Concordia) picó en punta en el contexto nacional: selló con 4 de los 5 gremios docentes un aumento del 20% (13% en febrero y 7% en marzo), sin cláusula gatillo, con mesa abierta y compromiso de revisión en julio. Se aseguró así un comienzo de clases sin nubarrones

En el caso porteño, los anfitriones -en la sede de la cartera educativa, en el Barrio 31 de Retiro-fueron la ministra de Educación, Soledad Acuña, y el subsecretario de Carrera Docente, Manuel Vidal.

La agenda oficial giró en torno a condiciones laborales. Pero los gremios plantearon la urgencia de discutir salarios, y algunos -como Ute Ctera- anticiparon que reclamarán cláusulas gatillo mensuales, o trimestrales pero con el pago de retroactivos para evitar desfasajes respecto de la inflación. Uno de ellos -Ademys- agitó además un planteo de suba de al menos 40%.

Previsiblemente, en este primer encuentro no hubo oferta. Pero sí definiciones -compartidas en ambas veredas- en torno a la conveniencia de esperar que “primero haya avances en la instancia nacional”, en referencia a la paritaria federal.

En la reunión uno de los dirigentes exploró sobre cómo impactará en la pulseada salarial el recorte de coparticipación a CABA que impulsa la Casa Rosada. “Dijeron que podría afectar, pero el aumento de la coparticipación fue en 2017 y en estos 4 años salarialmente perdimos, así que ahora no se puede usar como excusa”, advirtieron desde filas gremiales.

Los sindicatos pidieron además un aumento del salario familiar y que el Gobierno porteño no descuente el bono de $2500 y $5000 que pagó en octubre de 2019 a los maestros, “a cuenta” de futuros aumentos. Ahora se conformarán tres comisiones (salarial, de condiciones laborales y de salud laboral), tras lo cual habrá una nueva convocatoria oficial.

En tierra bonaerense, en tanto, la cita de la Mesa Técnica Salarial fue en Economía. No participaron ministros ni secretarios generales, sino funcionarios de segundas líneas y delegados paritarios del Frente de Unidad Docente Bonaerense (Suteba, Feb, Udocba, Sadop y Amet), de Uda, de UPCN y de ATE.

Desde despachos gubernamentales aseguraron a este diario que hubo “intercambio de información referida a los sueldos docentes”, que será “analizada”.

“Ratificamos la necesidad de salir de discutir sólo el empate de la inflación: necesitamos superarla”, dijo la secretaria adjunta de Suteba María Laura Torre, y destacó que “el comienzo del trabajo por el salario 2020 es una muy buena noticia”.

El próximo encuentro incluiría ya una oferta salarial concreta, según estiman los sindicatos. Pero esa discusión está también atada -brotó de la reunión de ayer - a la espera de las definiciones que arrojará la paritaria docente nacional.

Previamente, el Gobierno bonaerense había anunciado que el 12 de marzo abonará a los maestros el remanente del gatillo pendiente de diciembre, y que debió ser pagado este mes. La fecha generó quejas entre dirigentes sindicales, y fue elevada ayer. “Inaceptable esperar 40 días”, dijo la titular de la Feb, Mirta Petrocini.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario