Aceiteros y exportadores expusieron preocupaciones

Campo

Un reclamo para encontrar una «pronta solución» al problema de las regalías de semillas, a las restricciones al comercio internacional de trigo y a los subsidios agrícolas aplicados por los países centrales» fue expresado por el presidente de la Cámara de la Industria Aceitera (CIARA), Raúl Padilla.

Los problemas y reclamos del sector cerealerooleaginoso, su actualidad y las proyecciones a futuro fueron los temas planteados por el presidente de CIARA, al pronunciar el discurso de apertura del II Seminario CIARA-CEC, denominado «Horizontes del complejo cerealerooleaginoso: ¿Está asegurado su crecimiento?».

Padilla remarcó la preocupación que genera a los productores la eliminación de los reintegros a las exportaciones, la necesidad desde el Estado de plantear una reducción progresiva de las retenciones y de renovar la infraestructura y el transporte de cargas de nuestro país. También sostuvo que al sector le preocupa «una manera de presentar reclamos que no compartimos. La coacción, las restricciones a la circulación y acceso a los puertos y a nuestras plantas no pueden ni deben continuar».

«No es cierto que no haya que ocuparse del campo y de la agroindustria porque a ellos les va bien», explicó Padilla en su discurso. Y señaló que la competitividad de los productos «no es un don sobrenatural otorgado en forma permanente». «Nuestro sector es muy eficiente y estamos en pleno proceso de inversión para profundizar nuestra inserción en el mercado mundial aprovechando las ventajas competitivas que en este negocio tiene la Argentina. Estas ventajas vienen no sólo de sus recursos naturales, sino también de una constante apuesta a la innovación, al desarrollo tecnológico y al riesgo empresarial. Pero en el mundo actual, ¿basta solamente con esto? Nosotros creemos que no. No es cierto que no haya que ocuparse del campo y de la agroindustria porque a ellos les va bien», señalóPadilla. Además, pidió una solución al problema de las regalías y se quejó porque el tema está en la Justicia europea, al explicar que «los tiempos de ésta no son los del comercio del sector», y pidió una «solución amplia y definitiva que evite futuros conflictos». Al respecto, señaló que «es necesario que el Estado argentino ejerza su rol y ponga sus mayores esfuerzos en encontrar una solución de largo plazo para el pago de la tecnología incluida en las semillas, ya que ésta será la mejor garantía para que nuestros agricultores puedan acceder a los nuevos adelantos, manteniendo y acrecentando la competitividad del campo argentino».

  • Consolidación

    Además, Padilla remarcó la necesidad de «tener un Estado que ayude al sector agropecuario a consolidar su crecimiento a través de medidas concretas, como la reducción progresiva de las retenciones a las exportaciones».

    El presidente de CIARA también cargó contra las restricciones en el comercio internacional, en especial las que deberá enfrentar las exportaciones de maíz por los acuerdos bilaterales de Estados Unidos con otros paíseslatinoamericanos y mostrósu escepticismo ante una posible baja de los subsidios agrícolas en países desarrollados. En el plano interno, manifestó su preocupación por los elevados impuestos por retenciones, para los que propuso que el Estado elabore pronto un plan gradual para reducirlos. Además pidió una infraestructura adecuada, en especial en transporte y desarrollo de la red vial.

    Este seminario: « Horizontes del Complejo Cerealero Oleaginoso» lleva planteado el interrogante sobre cuán asegurado está nuestro crecimiento. Porque tenemos algunas certezas y muchas inquietudes, es que queremos reflexionar con todos ustedes sobre el mediano y largo plazo. También pidió de parte del Estado «un control estricto en materia del uso de pesticidas en todo el país, así como también trabajar en Buenas Prácticas a lo largo de toda la cadena granaria para seguir manteniendo la calidad de nuestros productos y así asegurar los mercados que hoy tenemos». Por último, Padilla remarcó como un tema de gran importancia para garantizar el crecimiento del sector el de contar con una infraestructura adecuada. «Es imprescindible establecer un programa de desarrollo de la red vial para un más eficiente acceso de los productos del campo a fábricas y puertos, evitando el congestionamientos de rutas y demoras, con los costos que ello implica para el sector y para la actividad económica en general. Además, es necesario bajar el costo del transporte, construyendo y conservando caminos, para incorporar nuevas zonas de producción.»
  • Dejá tu comentario