Dólar: el BCRA compró u$s15 millones en una jornada políticamente volátil

Economía

Es probable que el mercado no haya logrado captar completamente la crisis en el Gobierno dada la hora de cierre, dijeron analistas. Hay incertidumbre, pero sostienen que la cotización del billete norteamericano ya está muy alta.

Según comentaron los operadores del mercado cambiario, hubo un momento durante a tarde en la que se iban sucediendo los anuncios de renuncias de ministros del presidente Alberto Fernández, en las que se suspendieron las operaciones. Nadie quería comprar ni vender dólares, hasta estar más seguros de lo que estaba pasando, luego el mercado se fue normalizando. En ese contexto, las diferentes cotizaciones de la moneda estadounidense subieron, aunque de manera moderada.

El dólar informal cerró a $182 para la compra y $185 para la venta, con un incremento de $2.5 respecto del cierre anterior en lo que fue una de las jornadas políticas más complicadas de los últimos años. De esta forma, el dólar paralelo acumuló en dos jornadas una suba de $4, y borró así toda la baja sufrida el lunes pasado, como reacción al triunfo de la oposición en las elecciones primarias. En consecuencia, la brecha con el oficial repuntó hasta el 88,3%, luego de que la semana pasada se ubicara por encima del 90%.

Después de tocar el jueves pasado su récord anual de $187,50 (en forma intradiaria), el dólar paralelo acumuló una caída de $6,50 en tres días hasta el lunes pasado.

“El nivel de incertidumbre es total”, señaló a Ámbito, el CEO de The First Capital Group. El aperador de los mercados financieros indicó no obstante que tras el resultado de las elecciones primarias del domingo “esto era esperable” y que la renuncia de los ministros relacionados con la vicepresidenta Cristina Fernández “pone en blanco sobre negro la fractura en el gobierno”. En ese contexto, consideró que los mercados “van a esperar para ver dónde se va a recostar políticamente el presidente Alberto Fernández”. Por esa razón, Arrigoni consideró que “hay que esperar”. También precisó que el billete norteamericano no se disparó “porque ya está muy overshooting”, por lo que “no habría nadie que quiera comprar a $200”.

Incertidumbre

El director de la consultora Equilibra, Lorenzo Sigaut Gravina, planteó, en tanto, que es necesario ver cómo reaccionan hoy los operadores. “El mercado estuvo tranquilo, pero hay que ver cuánto de la crisis lograron captar, porque cierran a las 15”, explicó el analista económico. En otras palabras, como la noticia de las renuncias comenzó a correr luego de las 13:30 al mercado le quedaba poco más de una hora y media de operaciones y, en principio, nadie salió espantado a comprar billetes. “Si había problemas de operabilidad en el Gobierno esto la agrava y eso se traduce en mayor presión cambiaria”, explicó Sigaut Gravina.

En tanto, el dólar que las empresas usan para enviar fondos al exterior, y que todos los operadores toman como verdadera referencia, el Contado con Liquidación (CCL), se mantuvo tranquilo. El que se pacta a través de la Bolsa o extrabursátil subía 1% en la media tarde hasta $173, con una brecha respecto del mayorista de 76,3%. El no regulado, que se pactaba directamente entre operadores, llegaba a $179. El dólar MEP o Bolsa “regulado” ascendía un 0,5% a $172,24, con lo cual el spread con el oficial llegaba al 75,3%.

Al margen de las renuncias, los operadores y analistas descuentan una batería de medidas económicas para intentar dar vuelta la contienda electoral en solo dos meses. “El Gobierno buscará inyectar pesos a corto plazo en sectores más vulnerables tras la derrota en las PASO, pero la situación económica del país no mejoraría”, señaló un operador. En tanto, el economista Gustavo Ber indicó que “todavía prevalece entre los inversores la expectativa por la reacción y las estrategias del oficialismo luego del duro resultado de las PASO” y agregó que “en dicho sentido, se está atento a dichas señales ya no sólo con vista a las elecciones legislativas en dos meses, sino especialmente a los dos años restantes de mandato”.

Por otro lado, el Banco Central (BCRA) terminó con saldo positivo en sus intervenciones en el MULC por cuarta vez consecutiva, al comprar otros u$s15 millones este miércoles, por lo acumula en cuatro días un saldo positivo superior a los u$s80 millones.

Dejá tu comentario