Club de París: negociación en Francia con Alberto Fernández

Economía

Junto a Martín Guzmán discutirá la próxima semana en Francia la posibilidad de que el Club de París le dé a la Argentina un "puente de tiempo" que le permita postergar los u$s2.400 millones que se le adeudan al organismo.

Si la pandemia lo permite, Alberto Fernández y Martín Guzmán discutirán la próxima semana en Francia la posibilidad de que el Club de París le dé a la Argentina un “puente de tiempo” que le permita postergar el pago de los u$s2.400 millones que se le adeudan al organismo. Y que, si no se concreta hasta el 30 de julio, harían que el país ingrese en default. Ante la obligación impuesta por el Club en su estatuto, que sólo puede negociarse una prórroga con acuerdo previo con el Fondo Monetario Internacional (FMI), y ante la imposibilidad de tenerlo en tiempo y forma antes de ese vencimiento; el Gobierno necesita de una decisión política de los principales acreedores nucleados en ese organismo para que se le otorgue el beneficio inédito.

Guzmán y su equipo negociaron la alternativa en la reciente gira de abril por Europa, donde explicaron la situación de tiempos y posibilidades de pago en Berlín, Madrid, Roma y París. El ministro de Economía desplegó todos sus cuadros, gráficos y proyecciones donde se mencionaba la verdadera posibilidad de cumplimiento del país, las consecuencias de la crisis heredada por el actual gobierno y la situación provocada por el covid y, lo más importante a los oídos europeos, la “buena fe” de las intenciones de Argentina de cumplir con los compromisos incluyendo las negociaciones con el organismo que maneja Kristalina Georgieva. Guzmán explicó los problemas de tiempos con claridad en todas las reuniones que mantuvo en su gira; obteniendo compresión de sus pares, especialmente de parte del ministro de Finanzas alemán Wolfgang Schmidt. Luego, el 16 de abril, Guzmán se reunió en París con el ministro de Economía francés Bruno Le Maire y el secretario general del Club de París Emmanuel Moulin, habló concretamente de la alternativa de la postergación; y volvió a recibir una fuerte comprensión y el compromiso de analizar la alternativa de “perdonar” el vencimiento, y darle un plazo extra a la Argentina. Sin embargo, reconocieron los funcionarios franceses, esto dependerá de lo que se decida dentro del directorio del Club, lo que será sometido a votación. Moulin explicó con detalle que la decisión se debe tomar por unanimidad; y que más allá de las explicaciones técnicas, financieras y macroeconómicas que haya dado el visitante, se debía realizar una tarea geopolítica que excedía la capacidad de gestión de las líneas de Guzmán, Schmidt, De Maire y Moulin. Quedó claro así que una votación de este tipo dependería del poder de convencimiento del máximo poder político, más que el económico. En otras palabras, el mensaje de los europeos, implicaba que la gestión de Guzmán había sido exitosa, pero debería ser acompañada sí o sí por la intervención política de Alberto Fernández. Esa es la misión que el Presidente y el ministro concretarán la semana que viene en París, la ciudad donde el Club tiene su sede y donde el Directorio toma las decisiones.

El jefe de Estado argentino debe hablar sobre el tema, y convencerlo, a su colega Emmanuel Macron, quién será su anfitrión en su presencia en París. Macron ya escuchó varias veces las quejas argentinas, y recibió además de parte de De Moulin toda la explicación que Guzmán le planteó con paciencia en abril. Esto incluye un argumento que el organismo también debería tomar en cuenta, al menos para los ojos de los acreedores. Durante el gobierno de Macri se tomó deuda por unos u$s 44.800 millones, dinero que no se usó en un sólo dólar para liquidar la deuda; sino todo lo contrario. Macri decidió, a propuesta de Nicolás Dujovne, postergar el pago de 2019; pese a tener dólares disponibles. Recordó Guzmán en su encuentro con Le Maire y Moulin, que en la misma época que debía pagarse al Club de París, el stand by del FMI se utilizaba para contener al dólar oficial; alterando el estatuto del organismo.

Dejá tu comentario