En el mar de la tranquilidad

Edición Impresa

La mayoría de los precios de las acciones en la Bolsa de Nueva York abrieron en alza y se mantuvieron en esa posición, luego de que los constructores de vivienda y otras compañías reportaron resultados favorables para los inversores. La rueda transcurrió sin sobresaltos; el índice Dow Jones de Industriales finalizó en 25822.29 puntos subiendo el 0.25%, El S&P500 se situó en los 2862.96 puntos, ganando el 0.21% y el Nasdaq Composite apreciandose el 0.49% llegó a los 7859.17 puntos.

En tanto las Bolsas europeas, exceptuando Londres, que perdió el 0.34%, finalizaron la sesión con números positivos:. Fráncfort ganó 0,43%, Madrid 0,85% y Milán 1,53%

A los cuatro vientos fue la proclamación del primer ministro griego, Alexis Tsipras, del final de una "Odisea moderna", luego de que Grecia saliera de nueve años de rescates y lo que aseguro es que "el país nunca debía olvidar las duras lecciones aprendidas bajo la estricta supervisión financiera de sus acreedores. Este es un día de liberación", declaró Tsipras, de pie en lo alto de una colina con vista a una bahía en la isla jónica de Ítaca.

El deseo de dar su discurso en la isla estuvo cargado de cierto simbolismo: "En el poema épico de Homero, Ulises, el rey de Ítaca, regresó a casa después de la guerra de Troya tras un viaje de 10 años perdido en el mar".

Con aspecto apagado, Tsipras dijo: "No cometeremos la afrenta de ignorar las lecciones del rescate a Grecia. No permitiremos que el olvido nos lleve al error".

Y añadió: "Nunca olvidaremos la causa ni a las personas que llevaron a nuestro país a los rescates financieros". "Hace tres años y medio nuestro pueblo tomó una decisión histórica, quitar el timón a los que lo habían llevado hacia las rocas y dárselo a nuevos capitanes", agrego Tsipras, refiriendose a la victoria electoral de su partido Syriza.

El tercer acuerdo de rescate de Grecia finalizó el lunes luego que los acreedores internacionales hubieran financiado al país "a cambio de duras reformas y medidas de austeridad supervisadas por sus inspectores desde 2010". Tsipras, de tendencia izquierdista, elegido en 2015 tras prometer acabar con los rescates, se vio forzado a aceptar un paquete de préstamos ese mismo año para evitar la bancarrota y la posibilidad de que el país fuera expulsado de la zona euro.

Dejá tu comentario