FpV enfría batalla por sucesión en Diputados

Edición Impresa

El presidente de la Cámara de Diputados de la Nación, Julián Domínguez, aseguró ayer que "como dijo el general Perón, algunos quieren comer el guiso de liebre antes de cazar la liebre", tras ser consultado por la prensa local sobre las intenciones que manifestaron algunos integrantes de la oposición de ocupar su lugar en la Cámara baja nacional. "Primero el pueblo tiene que votar en octubre a los nuevos diputados nacionales y recién en diciembre se elegirán las próximas autoridades de la Cámara. Lo que sucede es que algunos quieren comer el guiso de liebre antes de cazar la liebre", aseveró Domínguez durante una recorrida junto con Martín Insaurralde y el intendente de Bahía Blanca, Gustavo Bevilacqua, por el Barrio Villa Delfina.

Cuando todavía faltan más de dos meses para que se realicen las elecciones del 27 de octubre y más de cuatro para la designación de autoridades del cuerpo legislativo, la oposición volvió a instalar el debate sobre si podría asumir la titularidad de la Cámara baja, lugar que hoy ocupa el bonaerense Domínguez, tercero en la sucesión presidencial.

Aunque de repetirse los resultados de las PASO, el oficialismo se mantendría como primera minoría en ambas cámaras dado que sólo renueva una treintena de diputados e incluso podría ampliar ese número, como ocurrió hace cuatro años con la conformación del denominado Grupo A, varios dirigentes de la oposición volvieron a reclamar en duros términos la presidencia de diputados.

Dejá tu comentario