5 de octubre 2015 - 00:00

Reunión de MASA que no es Massa

Antonio Caló y Omar Viviani
Antonio Caló y Omar Viviani
 El jefe de la CGT oficialista, Antonio Caló, buscará esta semana rodearse de los dirigentes gremiales que lo respaldan luego de que se conocieran las denuncias en su contra. El jueves habrá un encuentro del Movimiento de Acción Sindical Argentino (MASA), en tanto que durante la semana se prevé una convocatoria del Consejo Directivo de la CGT.

Caló tendrá apoyo asegurado en la reunión del MASA, que encabeza el taxista Omar Viviani y que recoge a buena parte de las organizaciones que hasta hace pocos años integraban el núcleo duro de Hugo Moyano.

El encuentro, programado en un polideportivo de la Asociación del Personal Legislativo (APL) en Parque Leloir, tendrá también como ejes el rol gremial en la campaña presidencial de Daniel Scioli y la posición contraria del sector a la reunificación de la CGT.

Para Caló, en tanto, será la primera oportunidad de mostrarse rodeado de dirigentes después de que la semana pasada la fiscal en lo Penal Económico pidiera avanzar en una investigación El episodio, de todos modos, comprometió al metalúrgico en varios frentes: en la propia UOM hay sindicalistas que prevén fortalecer así las chances de un recambio en las elecciones internas del año que viene. Las miradas frente a un eventual cambio, hasta ahora, se posaban en el líder de la seccional Campana, Abel Furlán.

En tanto que en la CGT, los "independientes" y los "gordos", involucrados en las gestiones por la reunificación con el sector opositor de Moyano, eludieron darle su respaldo al acusado. Algunos de ellos en reserva confesaron que el mal momento de Caló termina por fortalecer la unidad. Es que el metalúrgico y Viviani son los principales emblemas de la posición contraria a negociar cualquier fusión con Moyano en plena campaña electoral.

Y hasta cerca de Scioli admitieron que la denuncia apartará a Caló del primer plano en que el candidato lo había puesto en la campaña como su portavoz en temas laborales. Un ministro del gobernador bonaerense le dijo a este diario que el postulante no le soltará la mano al gremialista pero sí le quitará exposición en los actos por venir hasta las elecciones, aunque con el argumento de preservarlo.

Los organizadores del encuentro del jueves avisaron que reunirá a unos 70 gremios que reportan o son cercanos al MASA. Junto a Caló, Viviani y Noberto Di Próspero (APL), integran ese espacio Osvaldo Iadarola (telefónicos, Foetra), Marcos Castro (Capitanes de Ultramar), Carlos Barbeito (molineros) entre otros dirigentes que años atrás formaban parte del denominado "Núcleo" que apoyaba a Moyano y que se apartaron del camionero cuando se rompió su relación con Cristina de Kirchner.

Pero también en la semana, Caló avisó que llamará al Consejo Directivo de la CGT para dar su versión a sus colegas de la central. Se trata del máximo órgano de conducción de la organización y que no se reúne desde hace varios meses.

Dejá tu comentario