Tigre alimenta su sueño

Edición Impresa

Tigre sabe que la tiene muy difícil y que para mantener la categoría tiene que juntar muchos puntos, pero no se da por vencido, y partido tras partido va alimentando su sueño.

Ayer le ganó con inteligencia a Godoy Cruz en Mendoza, atacándolo de entrada, hasta que el «Chino» Luna de cabeza abrió el marcador, defendiéndose después con uñas y dientes y contraatacando sobre el final, aprovechando el cansancio de los mendocinos.

Es cierto que a Rodolfo Arruabarrena el planteo le salió redondo y que mucho tuvo que ver en ello la firmeza de su arquero Javier García, que tapó tres pelotas a los ángulos, pero lo cierto es que sumó tres puntos de visitante, se puso en lo más alto de la tabla y empieza a mirar de cerca a Unión, San Lorenzo y All Boys.

Le quedan 16 partidos para luchar y tratar de sumar muchos puntos, pero la determinación la tiene.

Dejá tu comentario