Una noche complicada

Edición Impresa

Partido raro si los hay. River empezó dominador y terminó dominado, perdiendo con un gol en tiempo adicional del paraguayo Rodríguez, ante un rival que fue muy inteligente y aprovechó todas las circunstancias de juego.

River empezó manejando el partido hasta con comodidad. Se puso en ventaja a los 10 minutos, en una gran jugada colectiva en la que intervinieron los colombianos Teófilo Gutiérrez y Carlos Carbonero, que definió Fernando Cavenaghi y parecía que se encaminaba hacia una victoria tranquila.

Godoy Cruz empató en una jugada preparada y después del gol se fue armando para equilibrar el partido. Ya a River le costaba ganar la pelota en la mitad de la cancha y el partido se hizo más parejo. Áspero y sin situaciones de gol.

Con la salida por lesión de Gabriel Mercado, River empezó a tener problemas defensivos, ya que tuvo que correr a los otros dos defensores hacia la derecha, porque Ramiro Funes Mori es zurdo y así Álvarez Balanta quedó como último hombre, y las cosas se complicaron definitivamente a los 22 minutos del segundo tiempo cuando Pablo Díaz expulsó a Eder Álvarez Balanta por un agarrón a Castillón (segunda amarilla que pareció excesiva).

Después el árbitro le anuló mal un gol a Aquino, por posición adelantada de José Luis Fernández (que salía de la jugada y no tocó la pelota), y Barovero le tapó un mano a mano a Castillón. Del otro lado Carranza le sacó un gran remate a Teo Gutiérrez.

Parecía que el empate estaba sellado, pero a los 2 minutos de tiempo adicional Julio Rodríguez tuvo una y la aprovechó.

Dejá tu comentario