Avenida Corrientes: pese a la apertura, las ventas no despegan

Información General

La avenida Corrientes sigue perjudicada por el poco movimiento que hay en la zona. Pese a que la ciudad empezó hace pocas semanas un proceso de apertura con la vuelta de los negocios, los habitués del barrio aseguran que el movimiento es tan insignificante, que prácticamente no hay cambios ni aumentos en las ventas.

“La zona sigue como pensábamos, muy tranquila. Aumentó un poquito el movimiento, pero hasta que no vuelvan las empresas, los teatros y el empleo público acá vamos a seguir mal”, aseguró Gustavo Luraschi, presidente de la Asociación Amigos de la Avenida Corrientes, Peatonal Lavalle y Obelisco. “Hay un poco más de movimiento pero es insignificante”, agregó.

La mítica avenida vio perder a lo largo de estos meses algunos clásicos como Sorrento que bajó sus persianas tras 140 años de historia. Hoy ya cuelga de su fachada un cartel de alquiler. El famoso restaurante mantiene sus sedes de Puerto Madero y La Recova, pero a mitad de año le dijo adiós a su local de Corrientes cuya renta implicaba el desembolso de $600.000 mensuales.

La semana pasada también se conoció la triste noticia del cierre de Pippo, un clásico del centro porteño, ubicado a media cuadra de Corrientes.

Al respecto, hoy los gastronómicos hacen malabares para poder aumentar un poquito su facturación. Algunos pocos, pudieron sacar mesas y sillas a la vereda como Los inmortales y Génova, pero son escasos los ejemplos que cuentan con este beneficio. Sumado a ello, el mal clima de la semana pasada no los ayudó a tener buenos resultados, lo cual esperan que mejore esta semana. Mientras tanto, aseguran que el delivery y el take away no alcanzan para solventar gastos.

Por su parte, parece aún lejana la vuelta a las oficinas, los colegios de abogados y contadores, los juzgados, etc, que son los que generan el mayor movimiento del centro. De hecho, al ser una zona poco residencial, la falta de transeúntes, genera que hoy haya librerías, locales gastronómicos y otros negocios que pelean por sobrevivir.

Lo que sí se vio en Corrientes, en los últimos días, son más bicicletas. Tras el anuncio del gobierno porteño sobre la construcción de una ciclovía en esa avenida, la cual correrá entre Alicia Moreau de Justo y Ángel Gallardo, hay quienes aprovecharon el buen clima del fin de semana para parar a comer una porción de pizza en la avenida más famosa de Buenos Aires.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario