Bancarios rechazan pago del aguinaldo en cuotas y piden acelerar impuesto a grandes fortunas

Política

La Asociación Bancaria pidió anular el DNU que desdobla el pago de aguinaldos mayores a $40.000. "La demora en la ley para gravar grandes fortunas no la pueden pagar los trabajadores", señalaron.

La Asociación Bancaria (AB) rechazó este martes el pago del medio aguinaldo en cuotas a los trabajadores de entidades estatales y reclamó que "se deje sin efecto" el Decreto de Necesidad y Urgencia 547/2020, publicado este martes en el Boletín Oficial, firmado por el presidente Alberto Fernández y todos los miembros de su Gabinete.

"Rechazamos la inconducente decisión de pagar, en el sector estatal, el aguinaldo en cuotas a trabajadores con salarios que ya sufren un injusto castigo impositivo sobre ingresos que tienen carácter alimentario", expresó la AB, que conduce Sergio Palazzo, en un comunicado.

El DNU establece el pago en cuotas del Sueldo Anual Complementario (SAC) de los estatales que supere los $40.000 pesos brutos. El primer pago se realizará “dentro del plazo legal previsto” y será de hasta $40.000. El monto excedente de ese valor se abonará en dos cuotas iguales y consecutivas junto con las remuneraciones de julio y agosto de 2020.

Esta decisión afecta a los afiliados de Palazzo, ya que un gran porcentaje de los empleados de bancos estatales y provinciales percibe altos salarios y aguinaldos que superan el monto límite. "Reclamamos que el decreto respectivo se deje sin efecto, en tanto iniciamos las acciones judiciales pertinentes", anunció el gremio de bancarios.

Si bien la Asociación Bancaria respaldó al Gobierno nacional y los “principios ineludibles de la Justicia Social” para “enfrentar esta conmoción que vivimos”, aprovecharon para pedir que se revea el último aumento a los jubilados. “Desde un primer momento rechazamos la suspensión de la movilidad jubilatoria, que ya el anterior gobierno había convertido en regresiva. Desde entonces exigimos que tal decisión debe ser revertida”, sostuvieron Palazzo y su secretario de Prensa, Eduardo Berrozpe.

En ese marco, la AB reclamó la sanción de la ley que crea un impuesto a las máximas riquezas por única vez. “La decisión (de pagar el aguinaldo en cuotas) es contradictoria con la demora en sancionar la necesaria ley sobre el aporte de las grandes fortunas para la emergencia. Esa demora no la pueden pagar los trabajadores”, señalaron.

“Los poderosos sectores económicos beneficiados por las irresponsables decisiones durante el período diciembre de 2015-diciembre de 2019, los profugadores de capitales y evasores de impuestos, los beneficiarios de reiterados blanqueos, los formadores oligopólicos de precios, los sub-facturadores de exportaciones son los que deben pagar, responder y aportar a la superación de la crisis”, consideraron los gremialistas, y reclamaron una “urgente” reforma tributaria de carácter “progresivo”.

“Respaldamos la mayor firmeza frente a la extorsión de las corporaciones financieras que deben hacerse cargo de haber financiado un esquema económico que sabían inviable. Ninguna deuda se puede pagar a costa de los ingresos alimentarios de los trabajadores”, concluyeron.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario