20 de octubre 2012 - 15:47

Tragedia de Once: para Despouy "la responsabilidad abarca a muchos funcionarios"

Leandro Despouy.
Leandro Despouy.
El titular de la Auditoría General de la Nación (AGN), Leandro Despouy, celebró los procesamientos en la causa por la tragedia ferroviaria de Once, aunque advirtió también sobre la "responsabilidad" del ministro de Planificación, Julio De Vido.

"El ministro (De Vido) tenía pruebas sobre el desempeño de (Ricardo) Jaime con anterioridad al accidente y tenía en sus manos la posibilidad de cambiar" sus funciones, sostuvo en alusión al ex secretario de Transporte, quien junto a su sucesor en el cargo, Pablo Schiavi, y los dueños de TBA fueron procesados por el choque, que causó 51 muertos.

En este sentido, el titular del organismo de control que detectó diversas irregularidades en el manejo de fondos públicos por parte de la ex empresa concesionaria, sostuvo que el accidente "abarca a muchos funcionarios, no se detiene en los dos principales" porque el "Ministerio de Planificación tenía la responsabilidad primaria en la prestación del servicio".

Despouy se mostró convencido de que los informes de la AGN cargo fueron "muy importantes" para los procesamientos dispuestos por el juez federal Claudio Bonadío, ya que demostraron además incumplimientos en los controles por parte del Estado.

"El juez podrá determinar responsabilidades de las piezas que él tenga en análisis, pero la responsabilidad funcional la tiene el Ministerio, luego específicamente desciende al secretario y al subsecretario de Transporte, pero el Ministerio de Planificación y de Infraestructura tenía la responsabilidad primaria, primordial en la prestación de este servicio", apuntó en declaraciones a Radio Mitre.

Y, en este sentido, agregó que "el ministro (De Vido) tenía pruebas sobre el desempeño de Jaime con anterioridad al accidente" y que incluso la AGN tenía "señalamientos muy precisos sobre el deplorable desempeño de Jaime varios años antes al 2008, inclusive".

El juez Bonadío procesó este viernes a Jaime, Schiavi y a los hermanos Claudio y Mario Cirigliano, responsables de la concesión, al advertir que el Estado no controló y que los empresarios del ferrocarril Sarmiento se enriquecieron con el dinero de los subsidios.

En la misma resolución en la que procesó a otros 17 empresarios y ejecutivos de TBA y sus empresas y a otros dos ex funcionarios, sobreseyó al maquinista del tren, Andrés Córdoba, y a Antonio Sícaro, el ex interventor en la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT).

Dejá tu comentario

Te puede interesar