Edición Impresa

Por impuestos, suben naftas desde el sábado

Además, las petroleras sumarían un porcentaje derivado de la limitación en los incrementos pactados en mayo. Aumento llegaría al 3%.

Como parte del acuerdo virtual entre el Gobierno y las petroleras, los combustibles aumentarán desde el sábado, a partir de la aplicación de los tributos al ITC (Impuesto a la Transferencia de Combustibles) y el IDC (Impuesto al Dióxido de Carbono). El incremento por estos impuestos llegaría a $1,5 por litro. Pero, además, las petroleras aplicarían un porcentaje de alza derivado de la limitación en los incrementos pactados en mayo, con lo que el porcentaje de suba llegaría al 3%. La decisión ya fue comunicada a las estaciones de servicio de línea, y resta conocer cuál será el acuerdo entre las propias petroleras para conocer el cronograma de aumentos. La novedad fue avalada además por el Secretaría de Energía de Gustavo Lopetegui; y dentro del Gobierno se calcula que el traslado a precios en junio no debería superar el 0,5%.

La última revisión del impuesto a los combustibles había sido en marzo, cuando se decidió desdoblar el incremento en dos tandas: una ese mes y otra en abril. La idea era reducir la presión inflacionaria en el tercer mes del año, luego de la aceleración en los precios en los dos primeros meses. En las próximas horas el Gobierno podría aplicar un desdoblamiento similar, y dividir los incrementos en junio y julio o agosto. Dependerá de la medición inflacionaria que desde el Ministerio de Hacienda se estime heredada para el próximo mes.

El incremento, al tratarse de un impuesto, será inevitable; ya que sólo desde el Congreso se puede eliminar o suspender. Lo que la secretaría de Energía puede resolver, es su división en cuotas en el tiempo o su aplicación paulatina. Pero siempre será retroactivo, con lo que la presión total no podrá evitarse. Los aumentos deberán ser reglamentados a través de su publicación en el Boletín Oficial. Desde las petroleras se aclaraba ayer que el dinero proveniente del tributo no quedará en las empresas sino que tiene que ser inmediatamente derivado a las arcas públicas. Un capítulo aparte son las alzas correspondientes al valor de los combustibles para compensar el alza de los precios y la eliminación de subsidios. Según las petroleras, en lo que resta del 2019 estos incrementos deberían llegar al 20%.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario