Venta de autos en Brasil se desacelera en julio

Economía

El ritmo de venta de nuevos vehículos en Brasil cayó en julio, dijo el jueves una fuente con acceso a los datos de registros, lo que sugiere que una más débil confianza del consumidor comienza a tener consecuencias en el cuarto mayor mercado de automóviles del mundo. Las ventas de autos cayeron un 6% frente a julio del 2012.

Los registros de autos, camiones y buses cayeron por debajo de los 15.000 al día por primera vez desde marzo. Las ventas totales crecieron un 7% frente a junio, a 342.300 vehículos, debido a tres días hábiles más en el mes.

La promesa de presidenta Dilma Rousseff de extender exenciones tributarias para localidades que fabrican vehículos hacia finales de año ha mantenido a la industria automotriz en camino de alcanzar récords de ventas y producción, aunque el lento crecimiento económico afecta a otros sectores.

Una medición de la confianza de los consumidores informada por la Fundación Getúlio Vargas cayó en julio a su menor nivel en más de cuatro años ya que la alta inflación afecta el poder de compra.

En los primeros siete meses del año, los concesionarios vendieron 2,14 millones de nuevos vehículos, un alza del 2,9 por ciento frente al mismo lapso del 2012. La asociación de fabricantes Anfavea proyecta que las ventas crecerán entre 3,5 y 4,5 por ciento este año para alcanzar un nuevo máximo.

El grupo de concesionarios Fenabrave informará el viernes las cifras oficiales de ventas para julio. Más del 70% de las ventas en el mercado brasileño de vehículos se concentran entre la italiana Fiat SpA, la alemana Volkswagen AG y las estadounidenses General Motors Co y Ford Motor Co.

Dejá tu comentario