Chávez vuelve a tratarse en Cuba y dispara nuevos rumores

Edición Impresa

Caracas - Tras una ausencia pública de doce días que provocó nuevos rumores y especulaciones, el presidente venezolano, Hugo Chávez, reelecto en octubre para un tercer mandato de seis años, se preparaba ayer para partir de nuevo a Cuba para seguir un nuevo tratamiento contra el cáncer que se le diagnosticó el año pasado.

«Solicito a esta Asamblea soberana que se autorice mi ausencia del territorio nacional a partir del 27 de noviembre del año en curso y la permanencia en nuestra hermana República de Cuba», dijo ayer Chávez en una carta leída por el presidente de la Asamblea Nacional (parlamento unicameral), Diosdado Cabello.

«Nuestro compañero Hugo Chávez hace esta solicitud para seguir con su tratamiento, que dice lo ha venido cumpliendo al pie de la letra», agregó Cabello durante una sesión especial en el estado Aragua (norte) de la Asamblea, que aprobó la petición.

Cabello no precisó la fecha de retorno del presidente, cuya partida se esperaba al cierre de esta edición.

Según la legislación venezolana, el mandatario debe pedir autorización a la Asamblea para ausentarse del país por más de cinco días.

Chávez señaló en la misiva que se le recomendó «iniciar un tratamiento especial consistente en varias sesiones de oxigenación hiperbárica, que junto con la fisioterapia siguen consolidando el proceso de fortalecimiento de la salud que (ha) venido experimentando».

La oxigenación hiperbárica es utilizada a menudo para prevenir y tratar el debilitamiento de los huesos que suele seguir a los tratamientos de radioterapia, según la American Cancer Society.

Tras ser reelecto para un tercer mandato consecutivo el pasado 7 de octubre, Chávez, que no aparecía en público desde hace doce días, admitió que su salud afectó su desempeño en la campaña electoral, pese a que en julio se había declarado totalmente «libre» de la enfermedad, de la cual nunca reveló su ubicación exacta ni gravedad.

«Como es de conocimiento del país, a la par de la intensa campaña electoral y las tareas como jefe de Estado y de Gobierno, he venido velando por el debido cuidado de mi salud y cumpliendo celosamente con el plan de tratamiento complementario ordenado por el equipo médico que me atiende», explicó el mandatario en la carta.

Desde que fue reelecto, el bolivariano ha aparecido en público en contadas ocasiones, la mayoría encabezando consejos de ministros en el Palacio de Miraflores e inclusive ha dejado de utilizar frecuentemente su cuenta en la red social Twitter.

La ausencia de Chávez también se ha sentido en la campaña para las elecciones regionales del 16 de diciembre, en la que se esperaba que apareciera en mitines para apoyar a sus principales candidatos, como el exvicepresidente Elías Jaua, quien se enfrentará al opositor Henrique Capriles por la gobernación del rico estado de Miranda (norte).

Interrogante

En medio de la contienda regional, Capriles, que buscará su reelección en Miranda tras perder las presidenciales contra Chávez, se preguntó recientemente «¿Dónde está el Presidente?» y lo instó a «dar la cara».

«El presidente ofreció villas y castillas en la campaña y ahora está desaparecido, ahora no se lo ve por ningún lado. ¡Que salga y dé la cara!», dijo el gobernador.

Para el director de la encuestadora Datanálisis, Luis Vicente León, «la ausencia del presidente en la campaña regional hace evidente que la enfermedad sigue siendo un asunto pendiente» y estimó que «el ambiente (político) volverá a llenarse de rumores sobre la enfermedad de Chávez y la campaña regional será de nuevo opacada» tras el anuncio de su viaje a Cuba.

El presidente, de 58 años y en el poder desde 1999, se sometió a tratamientos de quimioterapia y radioterapia tras recibir un diagnóstico de cáncer en junio de 2011 en La Habana, donde se ha tratado casi exclusivamente de la enfermedad.

Su más reciente recaída fue en febrero pasado, cuando tuvo que someterse a una nueva intervención quirúrgica en esa ciudad, tras la cual se sometió a varios ciclos de radioterapia.

Agencias AFP, Reuters, ANSA y DPA, y Ámbito Financiero

Dejá tu comentario