Estudian expropiar edificio para pagarles a sus dueños

Edición Impresa

• LO ANALIZA EL GOBIERNO PORTEÑO, QUE SE QUEDARÍA CON EL JUICIO A CONSTRUCTORA

El Gobierno porteño analiza por estas horas expropiar el edificio de la calle Bartolomé Mitre que se desmoronó el viernes pasado como consecuencia de una excavación en el lote aledaño. De esa manera, aunque el trámite no es inmediato, podría llegar una reparación más rápida para los moradores que perdieron sus departamentos y todas sus pertenencias.

La idea es que la administración macrista presente un proyecto de ley en ese sentido y se realice una tasación del inmueble a cargo del Banco Ciudad de Buenos Aires y así, el Estado porteño pasaría a ser el propietario, le daría el valor de un departamento a cada titular y se quedaría al frente del litigio contra la empresa constructora, juicio que podría durar más de cinco años. De ese modo lo analizan los funcionarios para poder presentar la propuesta que debería ser aprobada por los diputados porteños. Además, la Ciudad se quedaría con el terreno.

Mientras, Mauricio Macri busca mantener un perfil bajo, con la intención de no capturar las cámaras de TV. El domingo, el jefe del Gobierno porteño se acercó al lugar junto al ministro de Seguridad y Justicia, Guillermo Montenegro y lo volverá a hacer hoy bien temprano para ver cómo avanza la demolición de lo que queda del edificio.

Por su parte, en la Legislatura porteña se formuló la citación a los funcionarios de la Agencia de Control Comunal, como también a Montenegro, para que brinden explicaciones sobre las inspecciones que se realizaron, mientras que desde el bloque kirchnerista una legisladora propone entregar un subsidio de $ 50 mil a cada propietario de los departamentos que quedaron en ruinas.

Ayer, Montenegro consideró que la hipótesis más consistente sobre lo ocurrido hace recaer la responsabilidad en cómo se realizaron los trabajos de excavación en el lote lindero y se rechazó cualquier atribución a falta de inspecciones por parte del Gobierno porteño.

Dejá tu comentario