Gripe: adelantaría Macri inicio de clases 2010

Edición Impresa

La Ciudad de Buenos Aires analiza adelantar el ciclo lectivo del año que viene para recuperar los días de clase perdidos a raíz de la pandemia de la gripe A, mientras que ya descartó aplicar la semana de vacaciones en octubre que iba a realizar este año como experiencia piloto.

Así lo informó ayer el ministro de Educación porteño, Mariano Narodowski, quien consignó que, entre otras alternativas, el Gobierno de la Ciudad evalúa la posibilidad de «adelantar unos días» el comienzo del ciclo lectivo 2010 con el fin de recuperar «los cuatro días de clases» que faltarían compensar.

Narodowski formuló declaraciones a la prensa en la Plaza de Mayo, donde acompañó al jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, en la tradicional ceremonia de izamiento de la bandera en conmemoración por por el Día de la Independencia.

Allí, el funcionario confirmó que las vacaciones del 12 al 16 de octubre que estaban previstas como experiencia piloto en el calendario escolar de este año en la Ciudad «fueron levantadas» para recuperar una de las dos semanas adicionales al receso scolar invernal dispuestas ahora con motivo de la gripe A.

Evaluación

En este marco, explicó que, entonces, «son cuatro días los que restan recuperar» y sostuvo que el Gobierno porteño evalúa «cuál va a ser el programa de recuperación» de esas jornadas de clase. «Puede ser que sea este año o que el año que viene empecemos antes», señaló el ministro porteño, quien sugirió que esta última posibilidad es la más factible de realizar, dado que el fin del ciclo lectivo de este año está pautado para el 18 de diciembre.

Por otro lado, Narodowski afirmó que efectivamente «los chicos están trabajando» estos días en sus casas «primero porque tienen las actividades que les dieron los docentes en las escuelas, segundo porque cada chico se llevó un libro para leer y, tercero, porque tenemos muchas entradas de muchos chicos que están bajando actividades para trabajar de la web».

Además aseguró que «cuando recorrí las escuelas la semana anterior al receso, vi un clima de mucha responsabilidad y de mucha seriedad. Parece que todos los secundarios se estaban tomando en serio esto y entiendo que la mayoría debe estar trabajando muy bien», señaló Naradowski.

Dejá tu comentario