15 de abril 2013 - 00:00

Hablemos de balances

Hablemos de balances
Tal vez debiéramos intentar transmitirles a los lectores las minucias de lo que está pasando día a día; algo así como darles una foto de los principales árboles del bosque. Si bien hay momentos en que éste es el mejor camino (para intentar ayudar en la toma de decisiones), no es el caso para los tiempos que corren. Las distorsiones inducidas por los principales gobiernos del mundo y sus bancos centrales, han hecho que sea relativamente fácil salir ganador en el mercado financiero global (al menos desde marzo de 2009). En tanto y en cuanto estas distorsiones continúen (o crezcan) es muy poco lo que tenemos para aportar por el lado de los rendimientos (por eso hablamos tanto de los riesgos, o del "bosque"). Es cierto, esta semana los balances pasan al centro del escenario en Wall Street (74 de los integrantes del S&P 500, incluyendo Coca- Cola, Google, etc.), pero como viene ocurriendo hace dos años las expectativas son tan bajas (se espera un incremento en la ganancia anual por acción del 0,69%, el más bajo desde septiembre de 2009; desde septiembre de 2001 que no tenemos tantas firmas prenunciando una caída en las ganancias) que lo más esperable -o no- son reacciones alcistas. De hecho, en 10 de los últimos 20 trimestres la merma de la expectativa del crecimiento de las ganancias trimestrales por acción (promedió -2.9%) fue acompañada por una suba del 9.5% en el valor del S&P 500. La semana que acaba de terminar apunta en este sentido y si bien en la última rueda el promedio industrial perdió 8 centésimas de punto (demasiado poco para ponerlo en porcentajes), igual anotó una suba del 2.06% (esto a pesar de la nueva caída en los commodities, donde el oro ingreso en un "bear market" -cae más del 20%- por primera vez en 12 años).

Dejá tu comentario