7 de junio 2013 - 00:00

Moreno, enojado, lanzará a La Cámpora desde mañana

Militantes del conurbano controlaron ayer que los productos del listado de acuerdo de precios estén disponibles. El fin de semana La Cámpora, Kolina y el Movimiento Evita saldrán a fiscalizar góndolas.
Militantes del conurbano controlaron ayer que los productos del listado de acuerdo de precios estén disponibles. El fin de semana La Cámpora, Kolina y el Movimiento Evita saldrán a fiscalizar góndolas.
El Gobierno, en crisis con los supermercados, lanzó desde ayer a la calle las primeras avanzadas políticas para controlar que se cumpla el congelamiento de precios dispuesto el sábado pasado; y para este fin de semana está planificado que sean las agrupaciones políticas las que fiscalicen la existencia de los productos acordados en las góndolas. Ayer, agrupaciones políticas, sociales, asociaciones civiles y de jubilados volvieron a recorrer distintas sucursales de supermercados en casi 50 ciudades de todo el país, controlando el acuerdo de precios establecido entre el Gobierno nacional y las grandes cadenas de supermercados; y que durante toda la semana tuvo serios faltantes en artículos clave como aceites, harinas, yerba y azúcar.

Moreno habló personalmente con los responsables de los supermercados y les advirtió sobre la necesidad de que este fin de semana se cumpla el acuerdo incluyendo la cláusula "Sí o Sí. Por ésta, cuando los súper no tengan un bien porque se agotó, es obligación de la sucursal reemplazarlo por otro de igual o mejor calidad. Como según el secretario de Comercio la cláusula no se cumplió, este fin de semana se avanzará con un capítulo del congelamiento que había sonado a amenaza para los privados, pero la cual Moreno prometió aplicar si faltaban los productos: la presencia fiscalizadora de La Cámpora, el Movimiento Evita, Kolina y otras agrupaciones, que controlarán la existencia de los artículos en las góndolas.

Ayer hubo una primera avanzada, algo más leve que la que se espera el fin de semana, con militantes vinculados al intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde; el de Lanús, Darío Díaz Pérez; el de Morón, Lucas Ghi; la intendenta de Paraná, Blanca Osuna; y el de la ciudad de Corrientes, Carlos Mauricio Espínola, entre otros. En todos los casos, la tarea de los jefes comunales fue acompañada por inspectores municipales, que se sumaron a la función de comparar precios.

En ninguno de los casos, ni las agrupaciones políticas ni los intendentes y sus militantes podrán aplicar multas o sanciones, más allá de alguna que otra amenaza teledirigida. Lo que sí harán es controlar los faltantes, compararlos con los listados acordados con el Gobierno, y luego enviar la información a la Subsecretaría de Defensa del Consumidor de María Lucila "Pimpi" Colombo. Finalmente, el próximo lunes, Moreno tendrá en su escritorio las conclusiones de las fiscalizaciones generales de los militantes y los funcionarios vinculados a los intendentes, y tomará una decisión. Si los faltantes son notables o continúa la tendencia del fin de semana anterior y estos últimos días, el secretario de Comercio analizará seriamente comenzar a aplicar multas que pueden ir desde sanciones económicas hasta eventuales clausuras de los locales. Será igualmente difícil de explicar jurídicamente: el acuerdo entre los privados y el Gobierno no es escrito, sino una especie de pacto virtual de caballeros, con lo cual no hay ninguna norma explícitamente violentada que amerita la aplicación de la Ley de Defensa del Consumidor que está bajo la órbita de Colombo. La campaña "Mirar para cuidar" fue presentada por la presidente Cristina de Kirchner el miércoles 29 mayo, durante un acto desarrollado en la sede de la Secretaría de Comercio Interior.

El congelamiento de precios que contempla a 500 productos de consumo masivo comenzó la semana pasada y bajo la supervisión de las secretarías de Política Económica y de Comercio Interior, cerca de 3.000 voluntarios de organizaciones sociales volvieron ayer en busca de cuidar el bolsillo de los argentinos, constatando el cumplimiento del acuerdo de precios a lo largo y a lo ancho país.

Según se informó oficialmente, se visitaron en simultáneo 570 establecimientos, ubicados en 49 ciudades de todo el país, donde viven más de 19 millones de personas.

Los supermercados visitados tanto la semana pasada como ayer y pertenecen a las cadenas Carrefour, Coto, Walmart, Día, Jumbo, Vea, Disco, La Anónima, Cooperativa Obrera y Libertad.

La canasta de productos acordados incluye más de 500 productos de almacén, lácteos, frescos, carnes y pollos, frutas y verduras, bebidas, limpieza y perfumería. La articulación entre los voluntarios que relevan los precios y las autoridades nacionales, provinciales, intendentes e inspectores municipales permitirá tener un seguimiento cotidiano del acuerdo de precios que rige desde el 1 de febrero.

Dejá tu comentario