Otro choque entre la Iglesia y Zapatero

Edición Impresa

Madrid - En un nuevo capítulo de la tirante relación entre la Iglesia Católica y el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, el secretario de Estado de la Santa Sede, Tarcisio Bertone, de visita en España, reivindicó ayer el papel de la familia basada en el matrimonio entre un hombre y una mujer, y abogó por «restringir y no ampliar» la posibilidad de abortar.
En el marco de una visita que fue presentada por el Gobierno socialista como una oportunidad para recomponer puentes con el Vaticano, Bertone defendió la vida «desde su concepción hasta su ocaso natural». Durante el encuentro con el prelado, Rodríguez Zapatero explicó los alcances de una reforma que pretende ampliar el derecho al aborto en España.
La vida familiar está fundada sobre «el matrimonio de un hombre y una mujer, unidos por un vínculo indisoluble, libremente contraído», agregó el número dos de la Santa Sede en la conferencia «Los Derechos Humanos en el Magisterio de Benedicto XVI», que pronunció en la sede de la Conferencia Episcopal Española. También ello debe entenderse como un mensaje a Zapatero, quien promulgó el matrimonio homosexual con amplios derechos, incluida la adopción de hijos.
En su conferencia, Bertone defendió también que es a los padres «a quienes compete, por derecho natural, la primera tarea educativa» y reclamó respetar «el derecho paterno a elegir la educación para sus hijos acorde con convicciones religiosas». Al respecto, Zapatero dispuso que la materia religión sea optativa y sancionó la obligatoriedad de la asignatura Educación para la Ciudadanía.
Agencias EFE, AFP y DPA

Dejá tu comentario