Pegasus: tambalea la jefa del servicio secreto español

Edición Impresa

Madrid - La jefa de los servicios secretos españoles, que admitió ayer que independentistas catalanes fueron espiados por Madrid, corre peligro de convertirse en la primera víctima política de un escándalo de espionaje que pone en peligro la estabilidad del Gobierno de Pedro Sánchez.

Primera mujer al frente del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) y hasta ahora desconocida de la opinión pública, Paz Esteban fue interpelada ayer durante cuatro tensas horas en la comisión parlamentaria de Secretos Oficiales, a puerta cerrada.

Según diputados que participaron en la audiencia, como la número dos del Partido Popular (PP, derecha), Cuca Gamarra, Esteban reconoció que los servicios secretos espiaron a varios independentistas, aunque siempre con autorización de la Justicia.

La jefa del CNI precisó, según varios medios españoles, que fueron 18 los independentistas vigilados, entre ellos el actual presidente catalán, Père Aragonés, una cifra muy inferior a los más de 60 separatistas identificados en un informe de la organización canadiense Citizen Lab.

Detalles

Dicho informe del 18 de abril, según el cual los teléfonos de más de 60 personas de la órbita separatista fueron infectados entre 2017 y 2020 con el software de espionaje israelí Pegasus, generó una crisis entre el Ejecutivo y sus aliados independentistas catalanes, que acusan a los servicios secretos de estar detrás del seguimiento.

El asunto dio un vuelco sorpresivo el lunes, cuando el gobierno anunció que Pedro Sánchez y su ministra de Defensa, Margarita Robles, también fueron espiados mediante el mismo programa informático en mayo y junio de 2021.

Pegasus, que permite acceder a los datos o activar remotamente las cámaras y micrófonos de un teléfono, y la compañía israelí que lo creó, NSO, han sido criticados después de que un grupo de medios revelara el año pasado que este software fue usado para espiar a centenares de políticos, periodistas, activistas de derechos humanos y empresarios. Pedro Sánchez fue el primer jefe de Estado o de gobierno que confirmó haber sido espiado mediante Pegasus.

Dejá tu comentario