Saludo garantista de Cristina a los presos

Edición Impresa

Cristina de Kirchner hizo ayer un saludo al garantismo cuando afirmó que «no hay modelo de cárcel perfecta con una sociedad donde no hay trabajo equitativo».

Fue al anunciar la firma de un convenio de cooperación y asistencia en materia de salud en beneficio de las personas que se encuentran privadas de su libertad. «La verdadera reforma de una sociedad pasa por una sociedad más justa y equitativa. No vamos a tener modelos carcelarios dignos si no se vive en una sociedad digna, si no aseguramos trabajo, educación, salud y vivienda para sus habitantes», afirmó la Presidente en un acto que encabezó en Casa de Gobierno.

La mandataria destacó que el convenio, rubricado con cuatro provincias (Buenos Aires, Mendoza, Tierra del Fuego y Salta), «tiene como premisa básica el ejercicio y respeto de los derechos civiles, porque la pena (de los presos) es privativa de la libertad, pero no de los otros derechos de los ciudadanos».

Durante su discurso, Cristina cuestionó a los que «plantean modelos perfectos (pero) que tienen las poblaciones carcelarias más grandes del mundo, en donde están precisamente presos los sectores más vulnerables de la sociedad».

Pronóstico

Por otra parte, la Presidente estimó que el año 2010 «va a ser bueno» y manifestó su «certeza» de que «hay que apartarse de los dogmas que nos llevan a posturas inflexibles».

En ese sentido, Cristina abogó para «tener la apertura de comprender la necesidad de construir una sociedad más justa y segura».

«Estamos haciendo un aporte a la reconstrucción de lo mucho que se perdió, luego de décadas de abandono, y transformaciones económicas brutales por su necedad, su crueldad, su indiferencia», concluyó.

Del acto participaron Aníbal Fernández, Julio Alak, y los gobernadores Daniel Scioli (Buenos Aires), Fabiana Ríos (Tierra del Fuego), Celso Jaque (Mendoza) y el vicegobernador de Salta, Andrés Zottos.

Dejá tu comentario