Santa Fe emite bono por u$s 250 M al 7%

Edición Impresa

Los fondos serán destinados a obra pública. Tras el éxito de la operación, ahora la ciudad de Rosario apura colocación por u$s200 millones.

El Gobierno de Santa Fe emitió ayer deuda por u$s 250 millones, a una tasa de 7% anual y con un plazo final de amortización de 6 años.

Durante la transacción, que se realizó en Nueva York, la provincia recibió ofertas de más de 80 inversores por u$s 820 millones de dólares, tres veces más del monto buscado. El título vence en 2023 y completa el monto autorizado mediante la Ley 13.543.

Las emisiones efectuadas bajo el comando del ministro de Economía, Gonzalo Saglione, tienen como finalidad financiar la ejecución del plan de obras que lleva adelante el gobierno de Miguel Lifschitz y que contempla la mejora de la infraestructura pública en todo el territorio provincial.

Los bancos que actuaron como colocadores y organizadores de la emisión fueron JP Morgan, HSBC y Citibank. El Nuevo Banco de Santa Fe SA, en su carácter de agente financiero de la provincia, actuó como asesor financiero para la realización de la transacción y el Mercado Argentino de Valores fue el organizador local.

El gobierno santafesino se mostró optimista respecto a la tasa de colocación. En un comunicado, afirmó: "La primera emisión se realizó en octubre de 2016, oportunidad en la que Santa Fe obtuvo la menor tasa de interés entre las provincias que salieron al mercado con plazos comparables en ese año. De igual modo, en la operación de este jueves, Santa Fe consiguió la menor tasa de interés obtenida por parte de una provincia argentina para plazos superiores a 5 años".

En aquel primer tramo de los u$s 500 millones autorizados por la legislatura local, Santa Fe había emitido $ 250 millones a 6,9%. Ese bbono, el primero que la provincia emitía en el exterior, tiene vencimiento en 2027 y tiene un plazo de amortización de 10 años.

De esta manera, la colocación de bonos de ayer completa esa partida.

Ya en el plano municipal, la ciudad de Rosario espera poder aprobar un endudamiento por u$s 200 millones, que en su mayor parte estarían destinados a la ejecución de obras.

Concejales de la oposición al Frente Progresista Cívico y Social habían bloqueado ese pedido de la intendenta Mónica Fein a finales del año pasado. Sin embargo, estaría presentando un proyecto al Concejo, ahora sí con aval del FpV y del PRO.

Dejá tu comentario